Costa Rica no se verá tan afectada por política migratoria de Trump
Republicanos plantean endurecer medidas migratorias
Enviar

Las políticas migratorias de la administración Trump tendrán un impacto menor en Costa Rica que en el resto de Centroamérica, al no depender tanto de las remesas como sus vecinos.

El Partido Republicano negocia medidas más estrictas contra la migración en Estados Unidos que podrían llegar a afectar la economía centroamericana, para la cual las remesas, el dinero enviado desde el exterior, representa un ingreso sumamente importante.

Aunque el 70% de las remesas que recibe Costa Rica vienen de Estados Unidos, el total de dinero es considerablemente menor a la de países como Guatemala y El Salvador.

El ingreso en remesas de Costa Rica fue de $530 millones en 2017, mientras que el de Guatemala fue de $8.192 millones y El Salvador de $5.021, según el Banco Mundial.

Costa Rica presentó un aumento del 3% en las remesas recibidas el año pasado, a pesar de que en años anteriores la tendencia había sido a la baja. Por su parte, Guatemala y El Salvador mostraron un crecimiento del 14% y 10%, respectivamente.

Actualmente, más del 75% de la migración del istmo, alrededor de tres millones de personas, se encuentra en Estados Unidos.

Durante la administración Trump, se ha cancelado el estatus de protección temporal a 195 mil salvadoreños y 2.500 nicaragüenses. Asimismo, alrededor de 57 mil hondureños podrían perder esta condición en un futuro próximo.


Ver comentarios