Consumidores denuncian irregularidad en compra de dispositivos de la Caja
Imagen con fines ilustrativos. Shutterstock/La República.
Enviar

La Asociación de Consumidores Libres de Costa Rica denuncia que la Caja de Seguro Social hizo una compra irregular de dispositivos médicos, y a partir de esta expone la salud de los pacientes que requieren tratamiento de fracturas.

Según Consumidores la institución realizó la compra de clavos intramedulares tipo retrógrado, osea que se utilizan de abajo hacia arriba en las fracturas, y se emplea en los pacientes como anterógrados, que se colocan de arriba hacia abajo.

Esta situación expone a los pacientes al riesgo de nuevas fracturas, dolor y afectación de su calidad de vida.

La compra se realizó a la empresa Synthes Costa Rica, subsidiaria de Johnson & Johnson.

“No es correcto utilizar un clavo diseñado como retrógrado para ser utilizado en vía anterógrada, pues esto genera una concentración desproporcionada de cargas en el hueso, aumentando el dolor y provocando riesgo de nuevas fracturas, todo lo anterior en detrimento de la calidad de vida del paciente”, explicó Rogelio Fernández, director Jurídico de Asociación.

La Asociación también apela porque la contratación se adjudicó a una empresa que en la actualidad tiene dos procesos penales abiertos ante presuntas irregularidades cometidas en otros contratos realizados con la Caja.

A Synthes Costa Rica se le relaciona con el intento de cobrar $2,3 millones en piezas utilizadas en operaciones de Ortopedia, en el Hospital Calderón Guardia, con el uso de facturas a nombre de personas fallecidas o que habían sido intervenidas en otras especialidades médicas, según información de la Asociación.


Ver comentarios