Enviar
¡Con la camiseta puesta!
Una de las habilidades que más se aprecian es el trabajo en equipo

Melissa González
[email protected]

“Ponerse la camiseta” es una frase muy sonada en las organizaciones, de hecho el trabajo en equipo es una de las habilidades que más se aprecian en la actualidad.
Sus beneficios son muchos, incluso en la actualidad se habla de factores negativos que pueden afectar a las personas con un pobre espíritu de trabajo en equipo.
Un estudio reciente publicado en la revista especializada Occupational and Environmental Medicine, concluyó que se podría aumentar el riesgo de sufrir depresión.
Ante esto, el reto de los líderes actuales es identificar y solucionar los obstáculos más frecuentes en los equipos de trabajo, como la lucha de egos, desconocimiento de los objetivos del puesto, departamentales, empresariales y falta de comunicación interna, comento Marisol Fernández, especialista en recursos humanos.
Como recomendaciones para crear un equipo de trabajo eficiente la especialista destaca, además de la capacitación, crear un sistema integrado de medición del desempeño, reconocimiento, compensación y metas grupales.
“El trabajo en equipo se fortalece con el esfuerzo diario y compromiso de todas las partes involucradas en alcanzar un objetivo común. Es posible fortalecerlo cuando podemos comprender y aceptar las diferencias de otros miembros. Estas diferencias, que son las que originan los conflictos, algunas veces son las que llevadas con respeto y comprensión potencian las opciones de éxito”, consideró Ruth Rodríguez, gerente de Recursos Humanos de Panasonic Centroamericana.



Liderar con el ejemplo
“Es importante tener seguridad de que las necesidades básicas están cubiertas, como salarios justos y condiciones legales. Esto brinda la base para pasar a lograr esfuerzos de equipo. La alta gerencia, por pequeña o grande que sea la organización, debe liderar con el ejemplo, si no ‘juega en equipo’ con su esfera cercana de colaboradores, no puede pedirlo en las demás esferas de la organización.
En segunda instancia, hay que hacer participar a la gente en las decisiones. Finalmente, hay herramientas modernas de administración y desarrollo organizacional como talleres de motivación, ejercicios de sincronización y desarrollo de confianza, entre otros”.
Gustavo Segura, gerente general del Hotel Ramada Plaza Herradura



Identifique competencias
“La mejor forma que he encontrado para fortalecer el trabajo en equipo es tomarme el tiempo para identificar las competencias de cada uno de los integrantes del grupo y su grado de madurez profesional, con tal de poder ajustar el modelo de dirección para dicho grupo de trabajo, permitiendo que los miembros se desarrollen de acuerdo con sus necesidades y capacidades, en beneficio de los objetivos de la empresa.
Como empresa de servicios, es lo que nos permite brindar la mejor experiencia en entretenimiento e ir un paso adelante para satisfacer los deseos y necesidades de nuestros clientes. Una palomita no es mayor cosa, pero cuando uno pone muchas en una canasta, regalan muchas satisfacciones”.
Andrés Ulate Murillo, gerente de Comercialización y Mercadeo Cinépolis Internacional Centroamérica-Colombia


Comunicación fluida
“Como directora trato de crear un ambiente donde la comunicación sea fluida, un ambiente de confianza donde sientan que pueden expresar sus inquietudes, ideas, conflictos. Soy una líder accesible a ellos. A la vez busco propiciar un ambiente de cooperación y colaboración enfocándome en las áreas fuertes de cada uno y que como equipo aprendamos a conocernos y enriquecernos unos a otros, con el fin de que sientan que todos somos importantes y nos complementamos. La motivación es un elemento crucial, ya que les permite identificarse con la organización e interiorizar que juntos buscamos los mismos resultados.
Esto permite un clima laboral sano, leal y de cooperación constante”.
Laura Alvarez, directora de Enfoque a la Familia Alajuela


Un valor compartido

“El trabajo en equipo debe ser un valor compartido, una serie de comportamientos y actitudes aceptadas por un grupo que tiene un interés personal en trabajar con otras personas en pos de un objetivo. Para fortalecerlo hay que entender que todos deben estar interesados en pertenecer al equipo, tener intereses comunes, reconocer las fortalezas y las oportunidades de mejora de cada uno. Las decisiones deben ser consensuadas y no por mayoría, el respeto debe ser el pilar fundamental en el accionar. El principal beneficio que vemos es que si nuestra compañía no hubiera tomado la decisión e invertido en fortalecer esta filosofía, posiblemente en estos tiempos donde se deben tomar medidas que implican sacrificio y esfuerzo para ambas partes no tendríamos esa respuesta tan positiva y comprometida de todos de continuar esforzándonos al máximo y dejar atrás lo que ahora llaman crisis”.
Wilberth Campos, director de Recursos Humanos, Bridgestone de Costa Rica


Conocer al equipo
“Lo primero que una persona debe hacer para integrarse a un equipo es conocer al equipo mismo. Es muy difícil integrarse rápida y positivamente si no nos damos la oportunidad de saber desde quiénes lo integran hasta cuál es la historia misma, sus logros, fracasos, etc. Debemos tener conciencia de que soy yo quien llega, ya las otras personas estaban, y eso hay que respetarlo. Es clave saber cómo ir aportando, en qué momentos se puede sugerir y en qué momentos es mejor escuchar, hasta ir ganando el ‘derecho’ natural para ser y sentirse parte del equipo. Desde luego esto es recíproco, pero lo que siempre sugiero es que la persona que llegue como nueva, sea la que proactivamente maneje este guion, así logrará impactar de una manera más positiva”.
Nelson Sibaja, fundador de Nelson Sibaja & Asociados, S.A. Consultoría en Liderazgo y Desarrollo de Equipos.


Ver comentarios