Compraventa de armas tendría que registrarse
Enviar

Un mayor control sobre las armas de fuego que en estos momentos se compran y venden libremente en el mercado negro, es lo que proponen diputados de varias fracciones para debilitar el narcotráfico.
La idea es que todo revólver o pistola que se comercie quede registrado en los archivos policiales, de lo contrario, se considera un delito penal que podría castigarse con cárcel.
En estos momentos, muchos de estos dispositivos terminan en manos de delincuentes, ya que la ley de armas solo obliga al comprador inicial a registrar el arma ante las autoridades, por lo que si esta persona la vende o la intercambia, la policía le pierde el rastro.
La propuesta forma parte de un grupo de cuatro proyectos de ley que los legisladores acordaron, para disminuir el impacto del crimen organizado.
“Vemos con gran preocupación cómo los asesinatos se han disparado en los últimos meses, a tal punto que este 2015 sería el más violento de la historia”, dijo Ronny Monge, legislador de Liberación Nacional.
A mediados de octubre el número de homicidios ya ascendía a 426 casos.
El incremento se debería principalmente a la guerra entre pandillas de narcotraficantes, que se pelean territorio y droga, de acuerdo con el OIJ.
Por otra parte, la creación de juzgados especializados para atender los casos de crimen organizado es otro de los proyectos que figuran en la agenda de consenso de los partidos.
La idea es que los casos relacionados con el trasiego de armas, personas y drogas se ventilen de una forma ágil, con jueces especializados en el área, con el objetivo de reducir la posibilidad de evasión de los infractores.
Otra de las propuestas tiene que ver con facilitar el decomiso de bienes para las personas que no puedan demostrar ante las autoridades, el origen lícito de propiedades, vehículos o terrenos.

201511012247310.13.jpg


Ver comentarios