Colegios públicos logran alta promoción en bachillerato internacional
Los jóvenes que se gradúan en BI desarrollan un mayor pensamiento crítico. Shutterstock/La República
Enviar

Un total de 120 estudiantes de los 178 que presentaron las pruebas de bachillerato internacional en noviembre pasado en los colegios públicos, alcanzaron la nota necesaria para obtener el diploma que les acredita en este programa académico.
La promoción es más alta que la del año pasado y representa un 67% del total de los ocho colegios que aplicaron, porcentaje que se acerca a la media mundial del programa, que es de un 72%.
El Liceo de Costa Rica fue el centro educativo que logró el mayor rendimiento, ya que el 100% de los jóvenes evaluados obtuvo el certificado, reconocido y aceptado en todo el mundo y que le ofrece al estudiante una herramienta de competitividad.
En segundo lugar se ubicó el Liceo de Bagaces, con un 92,3%, seguido por el Colegio Experimental Bilingüe de Palmares, con un 92,1% de promoción.
De igual modo, las asignaturas en las que los estudiantes obtuvieron las mejores calificaciones fueron inglés, literatura, historia y matemática.
“Es muy positivo el resultado ya que, desde 2009, cuando se aplicó por primera vez en los colegios públicos del país, el crecimiento ha sido sólido y constante. Cada año graduamos estudiantes con mejores habilidades y destrezas”, dijo Elenilzon Arroyo, director ejecutivo de la Asociación de Colegios de Bachillerato Internacional de Costa Rica.
El diploma del bachillerato internacional está destinado a alumnos de 16 a 19 años y se obtiene luego de aprobar un programa educativo de dos años con su propio sistema de evaluación, medido con estándares internacionales.
Los graduados cuentan con un amplio reconocimiento a nivel internacional, lo que permite y facilita acceder a becas y programas de estudios superiores en prestigiosas universidades del mundo.
“Una de las cualidades del perfil del estudiante BI es que deben pensar, cuestionar lo que se nos enseña y buscar más allá del salón de clases para extender ese conocimiento. Luego, el estudiante puede aportar a la dinámica de clase con ese conocimiento extra”, advirtió José Pablo Ulate, estudiante del Liceo de Costa Rica.
Cada año se celebran dos convocatorias de exámenes, en mayo y en noviembre.
Las evaluaciones miden hasta qué punto los alumnos dominan habilidades como el análisis y la presentación de información, la resolución creativa de problemas, la retención de conocimientos y la comprensión de conceptos clave.
Los estudiantes que no logran obtener el diploma de BI pueden equiparar sus estudios para graduarse por medio del bachillerato tradicional del Ministerio de Educación Pública.
En Costa Rica, 24 colegios están afiliados al programa, diez de ellos son públicos, pero solo ocho presentaron las pruebas porque tanto el Liceo de Moravia como el de San Carlos, se incorporaron el año pasado.
Los centros educativos privados también presentaron pruebas en noviembre, sin embargo, los resultados aún no fueron dados a conocer.
Los colegios públicos cuentan con el soporte de empresas privadas que les aportan recursos.
Convertirse en un colegio del mundo, como se le conoce a la lista de afiliados, exige una inversión inicial de $60 mil y anualidades por encima de los $4 mil.

201601102216570.rec10.jpg

 

Ver comentarios