Enviar

El carisma se comunica

Esta estrategia le permite rápidamente influir de manera más efectiva en la confianza de otros

¿Se puede comunicar el carisma? Pues parece que sí, y esta estrategia es un arma más para que los líderes inspiren a su equipo y mejoren el trabajo en sus organizaciones.
Para hacerlo la convicción forma parte de esa estrategia, según las recomendaciones de Harvard Business Review, por ello es importante que cada vez que le sea posible, la exprese con un proyecto o idea.
Algo que el consultor en liderazgo Nelson Sibaja apoya, ya que considera que la base del carisma se apoya en la convicción.
“Convicción significa la adhesión a una idea, generalmente relacionada con la ética, lo que implica que la idea tiene un sustento en valores y creencias”, afirmó.
Considera además que quien basa su comunicación en convicciones, es decir, en pensamientos o ideas, propias o aprendidas, pero al final debidamente apropiadas, dará espacio al carisma.
Esto le permitirá influir de manera más efectiva en la confianza de otros, lo que hará que las ideas expuestas por ese líder sean aceptadas rápidamente por los públicos meta a los que está dirigiendo su mensaje.
“Parece mentira, pero el ejercicio de la comunicación basado en ese apropiamiento de ideas, hace que los líderes terminen siendo consecuentes entre lo que dicen y hacen. Esto los lleva a ser creíbles ante los demás, lo que se puede interpretar también como carisma”, afirmó.
Se estima además que en los procesos de cambio el ser carismático hace que esa evolución sea más positiva y que las personas se resistan menos.
“Las organizaciones generalmente apuestan a procesos de cambio debidamente planificados, con planes y métodos, pero la mayor parte de las veces lo que falla no es el método o fondo del proceso en sí, sino más bien la forma en que los líderes transmiten sus convicciones, que generalmente carecen de sentido carismático porque no necesariamente están de acuerdo o creen en lo que la organización les está exigiendo”, agregó Sibaja.

Melissa González
[email protected]

Ver comentarios