Claves para seleccionar al mejor equipo: lecciones del fútbol
Enviar

En tiempos de Mundial de Fútbol, podemos aprovechar para extraer las mejores lecciones del entrenamiento deportivo y aplicarlas a la gestión de las organizaciones. Una de ellas es cómo seleccionar a los mejores talentos para construir equipos ganadores.

Seleccionar talento es tanto ciencia como arte. Todo comienza con una visión clara sobre las características de los espacios que se necesitan llenar. El diseño de los roles es el punto de partida que define todo el resto.

Veamos cómo lo hacen en el mundo del fútbol: cada uno de los jugadores tiene una posición específica y clave en el equipo. Dependiendo de esa posición, se requiere que tenga destrezas como la velocidad, la agilidad con la bola, la precisión del tiro, o la capacidad para frenar el balón si se dirige a la portería.

Entonces, es necesario que los responsables de ese equipo puedan definir con claridad y precisión cuáles son los objetivos que tiene cada jugador, y sus responsabilidades en la cancha. Con ello, se puede determinar cuáles requisitos necesita la persona que va a jugar esa posición. Un desajuste en ese cálculo puede tener un costo muy alto en el desempeño de todo el equipo.

Exactamente lo mismo pasa en las organizaciones. Los líderes, como los entrenadores de fútbol, deben desarrollar un muy buen ojo para el talento, que inicia por conocer bien las tareas que van a distribuir entre los miembros de ese equipo.

Después, viene la selección. Para poder elegir al mejor talento, hay que saber a dónde ir a buscarlo. Las personas con las destrezas que necesitamos pueden estar en organizaciones similares a la suya, o en otras muy diferentes. A Hugo Sánchez, destacado exjugador de fútbol mexicano, lo descubrieron en una pista de atletismo cuando competía en corta distancia.

Lo importante es saber identificar en las personas las competencias necesarias para desempeñarse con éxito en un rol determinado. Para evaluar esas competencias, se puede utilizar la entrevista conductual, el análisis de casos, los centros de evaluación, entre otros. O si usted se dedica a fichar jugadores de fútbol emergentes, probablemente pase sus fines de semana viendo los partidos de las ligas juveniles, colegiales, etc.

Los equipos con resultados grandiosos son aquellos que logran un excelente ajuste entre los distintos roles a jugar y el talento de las personas seleccionadas para cada uno de ellos. Por eso, seleccionar talento es una de las actividades más relevantes, sea de los negocios o del mundo del deporte.

Pocas actividades generan tantas pasiones, en tan gran cantidad de personas, como el fútbol. Y pocas actividades tienen tanta relevancia vital como el trabajo. Hay mucho en común entre ambas cosas, así que es recomendable para las organizaciones aprovechar lo que, de por sí, acapara nuestra atención, para así extraer lecciones que ayuden a mejorar los resultados. Si es divertido, tiene más sentido.

Sol Echeverría


Ver comentarios