Logo La República

Martes, 19 de marzo de 2019



INVERSIONISTA


Caen bonos de catástrofe por pronósticos sobre huracanes

| Lunes 28 junio, 2010



Caen bonos de catástrofe por pronósticos sobre huracanes

24 de junio (Bloomberg) -- Los bonos de catástrofe, usados por los inversores para apostar contra desastres naturales, han tenido el mayor desplome desde 2008 según los meteorólogos predicen una temporada de huracanes más activa de lo previsto en el Atlántico.
El Índice Swiss Re Cat Bond Price Return cayó 0,6% el 18 de junio, el mayor descenso en 20 meses para el referente, que cotiza cada viernes. El índice ha caído por cinco semanas consecutivas y está en el mínimo desde octubre. Colorado State University y Weather Services International aumentaron las predicciones este mes para la temporada de 2010 por mayores temperaturas en el Atlántico, lo cual eleva la probabilidad de que se formará una tormenta.
“Los inversores se han espantado con estos pronósticos de una temporada de huracanes muy activa”, dijo Peter Nakada, director gerente de Risk Management Solutions Inc., que construye modelos para calcular el daño por tormentas. “Están diciendo, ‘Prefiero tomar el riesgo de vientos europeos en vez del riesgo de huracanes de Estados Unidos’”.
Aseguradoras como American International Group Inc. y Assurant Inc. venden los bonos como una alternativa al reaseguro para huracanes y terremotos. La Dirección Nacional Oceánica y Atmosférica de Estados Unidos dijo el mes pasado que la temporada puede ser “de activa a extremadamente activa” con 14 a 23 tormentas bautizadas con nombres. La primera tormenta tropical del año en el Atlántico puede formarse en el golfo de México para el 27 de junio, dijeron meteorólogos la semana pasada.
“Las temperaturas de la superficie marina atlántica están actualmente en niveles cálidos sin precedente para junio, incluso más cálidos que la temporada inusualmente activa de 2005”, cuando el huracán Katrina golpeó Luisiana, dijo la semana anterior Todd Crawford, meteorólogo jefe de WSI, en un comunicado. “Por ello, no sorprende que veamos la formación históricamente inusual de olas tropicales en el Atlántico tan temprano en la temporada”.