Enviar
Nuevo representante dice que viene apoyo en áreas como infraestructura
BID intenta promover desarrollo de Costa Rica

• Fondo de liquidez de rápido acceso del banco ofrece colchón frente a shocks externos

Wilmer Murillo
[email protected]

El principal objetivo del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) es promover el desarrollo, y esto implica perseguir un crecimiento económico sostenido, ambientalmente responsable y con una buena distribución del ingreso.
El nuevo representante del organismo internacional, Fernando Quevedo, dijo a LA REPUBLICA que “queremos apoyar al país para mejorar su competitividad para facilitar su acceso a estos mercados externos”.
Desde el año 1961, el BID ha aprobado $3.175 millones en préstamos a Costa Rica, de los cuales $2.800 millones fueron con recursos concesionales.


¿Qué planes tiene como nuevo representante del BID en Costa Rica?
Nos hemos propuesto trabajar con diversos instrumentos del Banco en muchas áreas. Es así que dedicamos recursos humanos y financieros a estudiar la forma de ayudar al país en su combate contra la pobreza y la pobreza extrema, en la mejora de la seguridad, el cuidado de su medio ambiente y la mejora de sus instituciones.

¿De qué modo cree que la crisis financiera mundial puede afectar al país?
Esta crisis está afectando a todo el mundo y lamentablemente Costa Rica no estará exenta. Las autoridades ya nos han indicado que están trabajando para minimizar el impacto negativo esperado y nosotros estamos trabajando para ofrecer instrumentos que ayuden a las autoridades en esa tarea. Para prevenir que el temor asociado a la crisis financiera que se inició en los EE.UU. se transmita en forma de pánico al país, hemos puesto a disposición de Costa Rica y otros países similares, un fondo de liquidez de rápido acceso para ofrecer un colchón que reduzca la posibilidad de impactos negativos causados por los actuales negativos shocks externos.

¿Cuáles señalaría como las principales vulnerabilidades de la economía costarricense?
Tenemos un desafío pendiente que es la mejora de la infraestructura física, indispensable para que nuestros productos puedan competir en mercados externos. Este desafío nos encuentra en un momento en que se han saneado las finanzas y se ha reducido el endeudamiento público. Estos factores abren una oportunidad para que efectivamente se realice una política fiscal contracíclica y que al mismo tiempo se mejoren las perspectivas de crecimiento de largo plazo fortaleciendo la competitividad del país.

¿Qué importancia tienen para el BID las pequeñas empresas?
Mucha, por su impacto en la generación de empleo y el bienestar general del país. De hecho tenemos desde hace muchos años una unidad de microempresas dedicada al análisis y el apoyo de empresas pequeñas de la región.


Ver comentarios