Enviar
Tema se convierte en “la fruta prohibida” de la reunión ministerial celebrada en Ginebra
Beneficio bananero dependerá de Ronda de Doha

• Marco Vinicio Ruiz afirma que la Organización Mundial del Comercio es el escenario donde deberá solucionarse el diferendo con Europa

Israel Aragón
[email protected]

Costa Rica participa desde el fin de semana anterior en el intento por reactivar la Ronda de Doha, con el objetivo de que los países en vías de desarrollo y los desarrollados logren un acuerdo sobre cuál es el punto medio entre la liberación del comercio y la protección por medio de subsidios.
En este escenario el banano se ha convertido en la fruta prohibida del encuentro celebrado en Ginebra, Suiza, pues el tema resulta s
ensible para varios de los países de Latinoamérica, de Asia, el Caribe y el Pacífico (llamados ACP), además de Europa.
El tema “despierta tantas emociones", según Mariann Fischer, comisionada europea de Agricultura, que lleva más de diez años en discusión ante la Organización Mundial del Comercio (OMC) entre Latinoamérica, Estados Unidos, la Unión Europea y países ACP.
A pesar de ello, Marco Vinicio Ruiz, ministro de Comercio Exterior, considera que debe ser este el escenario donde se resuelva.
El Ministro considera incluso que el cierre de las negociaciones con la Unión Europea (UE) depende en gran parte de que se dé la Ronda de Doha, pues a Centroamérica le interesa obtener un trato más favorable del que se vaya a resolver en Doha.
El encuentro concluirá hoy y según las declaraciones de algunos de los 30 ministros participantes, las discusiones continúan avanzando, aunque sea lentamente, y no será hasta este día que se tenga una idea de si el acuerdo es posible o no.
La tarde de ayer, el Ministro agregó que “los siete mercados que representan el 80% del comercio mundial (Australia, Brasil, China, Estados Unidos, India, Japón y la Unión Europea), o toman consciencia de que los puntos difíciles requieren ser revisados, o continúan defendiéndolos hasta el último momento llevando esta negociación al colapso. Si la decisión los lleva a no mostrar más flexibilidad en esta negociación y regresar a la casa, nos veremos obligados a enfrentar consecuencias muy graves”.


¿Hasta qué punto influye el banano en que se resuelva la ronda de Doha?
Hemos participado en los buenos oficios, es decir, con la mediación de Pascal Lamy, director general de la OMC, en los paneles impulsados por países como Colombia, Ecuador y Panamá, que ya fueron fallados en contra de la Unión Europea. Siempre Hemos defendido que no haya un trato preferencial hacia ningún país, pero las propuestas de banano están supeditadas a que la Ronda de Doha se dé, y es mejor un arreglo razonable que un no arreglo, así que vamos a luchar por que la ronda salga.

¿De qué depende que salga la Ronda?
El cambio en la economía mundial ha abierto una serie de posibilidades para que salga. Dependerá de que países como Brasil e India bajen los niveles de restricciones para los productos industriales, y que los desarrollados como Estados Unidos, Japón y Europa reduzcan los subsidios que ofrecen a la agricultura.
Costa Rica impulsa el desarrollo del grupo de productos tropicales, integrado por la alianza de naciones que buscan facilitar el acceso a los grandes mercados de los productos tropicales que exportan.

¿Qué cambiaría si se diera un resultado positivo o uno negativo en Doha?
Un resultado de la Ronda haría casi imposible que la UE rechazara su acuerdo (sobre el periodo de desgravación y arancel al banano). Si no hubiera Ronda, tendríamos las garantías para que se cumplan los acuerdos de banano, se buscaría un consenso en caso de que no haya Ronda.

¿La Ronda saca el tema del banano del acuerdo de asociación?
Ahí aún no se habla de eso. (De momento en el acuerdo) no habría ninguna variación, pues la discusión está supeditada a lo que se resuelva en la Ronda de Doha, porque es en la OMC donde se está marcando la cancha. Por eso nos interesa llegar al mejor acuerdo posible en la OMC, porque de esa manera en el acuerdo de asociación podemos mejorarlo aún más.

¿Eso significa que los plazos en los que se vaya a finiquitar el acuerdo de asociación están supeditados a la resolución de la Ronda de Doha?
Eso es correcto. Ya los países ACP han logrado un acceso ilimitado, sin cuota y a cero arancel, y es a lo que aspiramos en el acuerdo de asociación.

¿Con tal de terminar las negociaciones en 2009 estaría Costa Rica dispuesto a sacrificar mejoras de acceso en algunos productos?
No. Siempre uno se pone metas, pero no están amarradas. Hay razones de peso para terminar en 2009, pues me gustaría como gobierno llevar este acuerdo a la Asamblea y que quede dictaminado. Además, El Salvador cambia de gobierno en 2009 y la misma Europa cambia su esquema organizativo a partir de 2010. Pero si los resultados no son los pretendidos, no se terminará. Consolidar el SGP Plus no sería suficiente, queremos mejorar el acceso del banano, que significa tener definido un plazo para llegar al arancel cero, y tener normas más claras en productos como el azúcar, entre otras cosas.

¿El objetivo es alcanzar ese arancel cero, no habrá otra opción?
Buscamos un arancel cero en un plazo, estamos buscando por lo menos una parte de arancel cero, que puede ser una cuota, y otra parte en un plazo. El objetivo final es liberalizar el comercio, llegar a un arancel cero, pero lo que hay que negociar es el plazo. Lo acordado en la Ronda de Doha con respecto al banano será el punto de partida para la negociación relacionada con la fruta en el acuerdo de asociación con Europa; los 116 euros podrían ser ese punto de partida.


Ver comentarios