Enviar
‘Bebé’ de Vuitton pone límite a los bolsos femeninos grandes
El retorno de los bolsos más pequeños puede poner límites a la tendencia de las grandes dimensiones

Luego de varios años de cargar bolsos grandes y sufrir dolores de espalda, las mujeres tienen algo de alivio. Los bolsos pequeños vuelven a estar de moda.
“La consumidora de moda no quiere seguir dando la impresión de que carga con toda su oficina”, dijo Robert Burke, que dirige la firma consultora de productos de lujo del mismo nombre en Nueva York. “Se quiere tener un aspecto más despreocupado”.
La tendencia se inscribe en un desplazamiento general hacia una moda más elegante y puede contribuir a generar ventas adicionales en el mercado estadounidense de bolsos, que creció un 10%, a unos $10.300 millones en el año que finalizó en junio, según Coach Inc. Las ventas de productos de lujo crecerán un 7,5% en la temporada de festividades de este año, más rápido que el aumento del 6,7% del año pasado, según el Consejo Internacional de Centros Comerciales.
Casas de modas como Prada, Dior y Gucci publicaron avisos de bolsos más pequeños en la edición de setiembre de Vogue. El principal local de Louis Vuitton de la Quinta Avenida presentó este mes un bolso “Lockit BB” —por “Bebé”— de $1.560 que mide 24 centímetros (9,4 pulgadas), más de un tercio más pequeño que el clásico Lockit.
En la Semana de la Moda de Nueva York, Ken Downing, el director de modas de la firma minorista de productos de lujo Neiman Marcus Group Inc., con sede en Dallas, vio este mes muchos bolsos rectangulares de tamaño mediano, muchos de ellos en los colores que dominaron las colecciones de la primavera 2012.
Esa forma se adecua muy bien al actual “aspecto elegante” que constituye un guiño a la serie televisiva “Mad Men” y a las décadas de 1950 y 1960, dijo.
Lisa Pak, una de las propietarias de una boutique Tribeca, dejó sus bolsos grandes en casa y asistió al programa de Vera Wang con un bolso Louis Vuitton cuadrado de 20 centímetros (ocho pulgadas) de cuero amarillo. “Quería lucir algo especial”, dijo Pak, de 45 años. “Esto es todo lo que necesito”.
El retorno de los bolsos más pequeños puede poner límites a la tendencia de las grandes dimensiones que comenzó hace unos diez años, dice Roseanne Morrison, directora de modas de Doneger Group, una firma de pronóstico de tendencias de modas de Nueva York. A las mujeres les gustaban los bolsos grandes en parte porque podían llevar de todo, desde la laptop hasta zapatos.

Bloomberg


Ver comentarios