Banco Central comprará 3% de su deuda actual en mercado secundario
Enviar

Tener un mecanismo para fortalecer el control de la liquidez en la economía y la eficiencia de la política monetaria es la razón por la cual la Junta Directiva del Banco Central autorizó a su administración a comprar sus propios bonos en el mercado secundario.
“La realización de ese tipo de operaciones contribuye a mejorar la gestión y el perfil de la deuda de la Institución, posibilitar la reducción en la concentración de vencimientos, incrementar la liquidez de las emisiones del Banco Central y fortalecer el mecanismo de trasmisión de tasas de interés en la economía”, indica el comunicado de la autoridad monetaria.


Tener una mayor libertad para cuando se den ventas abruptas de bonos y esto contribuya a que no existan cambios en las tasas de interés procurando la estabilidad, era lo que varios especialistas pensaban que era el objetivo, pero el acuerdo no lo indica de esa manera.
El BCCR podrá adquirir, durante un año calendario, hasta un máximo de ¢150 mil millones de valores estandarizados emitidos por ellos mismos, lo que significaría cerca de un 3% de su deuda actual por año.
“El empleo de este tipo de mecanismo es usual en los mercados internacionales y ha sido utilizado por numerosos bancos centrales como parte de las acciones de política monetaria en el pasado reciente”, dice el comunicado.
Este año el Banco Central ha estado moviendo sus herramientas de política monetaria respecto a un mejor manejo en de las tasas de interés y el tipo de cambio, algo que se espera será necesario para controlar de mayor forma el próximo año que se espera más intervención para controlar volatilidades en ambas variables macroeconómicas.


Ver comentarios