Enviar
ASI LOS VIMOS
GAPARI

Universidad
Chacón: paradón a Quiñónez; gran achique en la acción que siempre fue gol. Abusa del rechazo de puños.
Vargas: se ve mejor por la derecha; lo cambiaron de carril y perdió territorio.
Royero: jugó pegado a Víctor, un cordero nada manso y bien peligroso.
Flores: desafortunada la acción del autogol, metió servicios largos precisos.
Brenes: se lesionó temprano tras servir el 1-0.
Garro: punto alto, supervisó a Davis y no se olvidó de atacar. Casi sorprende en tiro libre.
Mattus: recostado por la derecha, cuidó a Morales. Metido en el área se topó con el gol.
Ramírez: aportó talento, vertical y entregado, con mucho remate, pero no le salieron las cosas.
Madrigal: Rojas lo marcó de cerca, tuvo enorme oportunidad de liquidar y equivocó la ruta.
Gabriels: nos gusta más por el punto de penal; demasiado atrasado, arrastra lentitud.
Gutiérrez: de punta no se luce, queda atrapado entre tres celadores.
Solís: de buena estampa, marcó muy bien pero no aportó nada en ataque.
Alfaro: a Ever todo le llegó a la guerra.
Armijo: dibujó varias asociaciones ofensivas en el poco rato que actuó.

Ramonense
Orio: soltó la bola al caer; no vimos falta. Luego se recuperó.
Rojas: se encargó de vigilar a Madrigal.
Zapata: le fue fácil trabajar contra un rival sin binomio de ataque.
Sánchez: se bastó para frenar a Gutiérrez y a Alfaro.
Fonseca: trataron de romperlo con juego asociado; nunca vendió su parcela.
R. Cordero: Rocky fue punto alto, marcó, sirvió y bombardeó.
Davis: el eje del equipo, un superdotado en nuestro modesto campeonato.
Quesada: la figura del juego, penetraciones verticales con cianuro; remate y el gestor del empate.
Morales: lo marcaron muy bien y lo limitaron.
Granados: no se metió en el partido y lo sacaron temprano.
V. Cordero: ojo con este ariete; es un futbolista de clase y categoría.
J.L. Cordero: un relevo de lujo; punto altísimo. Para nosotros, su gol fue legítimo.
Quiñónez: otro gran relevo; puso el gol y picó por la izquierda.
Ver comentarios