Aprueban fondos para incentivos del programa Mi Primer Empleo
Imagen con fines ilustrativos. Shutterstock/La República.
Enviar

La Contraloría General de la República aprobó la adenda a un Fideicomiso con el Banco Popular para administrar el pago de los incentivos a las empresas que participan en el programa Mi Primer Empleo.

La iniciativa consiste en pagar casi ¢1,5 millones como incentivo por cada nueva plaza abierta por una empresa para contratar a un desempleado por el término de un año.

El Fideicomiso, que existe desde hace 23 años y que se encarga de administrar los recursos del Programa Nacional de la Microempresa y la Movilidad Social, aportará los recursos necesarios para realizar los primeros pagos a las empresas contratantes.

“A partir de ahora podemos meter el acelerador al programa para que muchas más empresas empiecen a generar nuevos puestos de trabajo para las personas más vulnerables al desempleo”, dijo Víctor Morales, ministro de Trabajo.

A diciembre pasado, la iniciativa registraba unas 800 compañías inscritas pero solo unas 200 habían formalizado contrato.


Ver comentarios