Acuerdo con FIFA depende de más partidos en China, dice Alibaba
Foto Bloomberg
Enviar

La unidad de deportes de Alibaba Group Holding dijo que sus conversaciones con la FIFA con miras a convertirse en uno de los grandes auspiciantes del Mundial de Fútbol dependen de una mayor participación china en el evento deportivo más visto del mundo.

El máximo responsable de Alibaba Sports Group, Zhang Dazhong, confirmó el miércoles por primera vez las conversaciones con la FIFA en una entrevista. Bloomberg había informado sobre las conversaciones por primera vez en mayo. De concretarse un acuerdo multimillonario, Alisports, como se conoce a la compañía, se convertiría en el segundo auspiciante chino de la FIFA después de que Dalian Wanda Group Co. comprometió en marzo su apoyo hasta 2030 a la entidad rectora del fútbol, que se encuentra en medio de un escándalo.

“Estamos analizando con la FIFA el tema del auspicio”, dijo Zhang en Shanghái. “Esperamos que haya más partidos en China y que el país pueda participar más para impulsar el mercado futbolístico chino”.

Desde que el presidente Xi Jinping hizo del éxito futbolístico una prioridad nacional, los empresarios y las compañías chinas han hecho una serie de inversiones en clubes nacionales e internacionales y el país ha manifestado su deseo de ser sede del Mundial de Fútbol de la FIFA. El presidente de Wanda, Wang Jianlin, el segundo hombre más rico de China, dijo en marzo que una multiplicidad de auspiciantes chinos contribuiría a impulsar la propuesta del país de ser sede del evento más visto del mundo.

Aprovechamiento de datos

Según las reglas de la FIFA, China no podría ser sede del torneo hasta 2030. Alibaba ya es auspiciante del Mundial de Fútbol de la FIFA y tiene una participación en el equipo de fútbol chino Guangzhou Evergrande, que ha contratado a futbolistas internacionales como Robinho y Jackson Martínez.

Alisports se creó en septiembre de 2015 y tiene a Alibaba Group como dueño mayoritario, sumado a Sina Corp. y Yunfeng Capital, una firma de inversión propiedad del presidente de Alibaba, Jack Ma. El presidente de Alibaba está convencido de las posibilidades de negocios del deporte y ha dicho que el país necesita que “alguien dé impulso a las cosas”.

Zhang dijo que el fuerte de Alisports es su acceso a los hábitos de consumo de los 500 millones de compradores registrados en las plataformas de comercio electrónico de Alibaba. Esos datos han guiado sus grandes inversiones en rugby, por ejemplo, dijo. Si bien el deporte no es muy conocido en China, los datos de compras online de Alibaba sugieren que su crecimiento se acelera, agregó.

“Si bien no se lo ve por televisión, lo observamos en los datos”, dijo Zhang. “Vemos que la gente compra pelotas, ropa y equipo de rugby, que ve partidos y busca a los jugadores famosos. Podemos entender la fuerza de la tendencia a partir de los datos. Esa es nuestra ventaja”.

Sobre la base de los datos de sus clientes, la compañía compró en abril los derechos de transmisión en China de la Liga Nacional de Fútbol y firmó un acuerdo de 10 años con World Rugby, la entidad global que rige el deporte, para desarrollarlo en China y otros países.


Ver comentarios