Enviar

Día a día notamos los avances que en una u otra materia se dan para ir incorporando productos biodegradables a las formas de producción y a la cultura

Abriendo paso a la nueva sociedad

El cambio de paradigma que necesitamos, tan fácil de enunciar, no lo es tanto a la hora de adoptar las prácticas diferentes que aseguren que, ahora sí, iremos por el camino correcto.
El modelo de sociedad contaminante, que pone en peligro la salud del planeta y sus recursos naturales, nuestra fuente de vida, debe modificarse para dar paso a la nueva sociedad que ha de continuar su progreso sin estropear ni acabar lo que la naturaleza provee.
Pero las cosas se tornan mucho más fáciles si las hacemos entre todos.
Día a día notamos los avances que en una u otra materia se dan para ir incorporando productos biodegradables a las formas de producción y a la cultura.
Contamos, afortunadamente, con la inteligencia y la imaginación humana que, ahora puesta al servicio del nuevo paradigma, nos permiten asomarnos cada vez más a lo que será el nuevo mundo respetuoso con la Tierra y su ambiente. Un mundo con actividad humana sostenible.
Un claro ejemplo del cambio es la fórmula descubierta para que las bolsas de plástico, tan presentes en nuestra forma de vida actual, dejen de ser un peligroso contaminante de 100 años de duración que se acumule por millones de toneladas en los océanos.
Ahora se fabrican bolsas que se desintegran en 24 meses. Las moléculas de ese plástico al cabo de ese tiempo se oxidan produciendo agua, dióxido de carbono y biomasa. Elementos que pueden ser reabsorbidos y transformados por la naturaleza, de modo que el material sintético original, que dio vida útil a las bolsas, desaparece. Así lo explica la página Código Verde, de este medio, el viernes pasado.
En Costa Rica ya hay supermercados y empresas que utilizan esta tecnología en sus empaques. Está presente en más de 90 países y ha sido probada de acuerdo con las normativas internacionales y validada por organismos científicos.
Este es el camino a seguir. Esto es lo que va dando forma a los nuevos productos y procesos sostenibles que nos permitirán seguir disfrutando de los beneficios del planeta en que vivimos.
Esto y muchas otras cosas es lo que debemos incorporar a nuestra cultura para ser responsables, para ser dignos ciudadanos de la nueva sociedad.
Ver comentarios