Logo La República

Miércoles, 28 de julio de 2021



COLUMNISTAS


A grandes problemas, grandes remedios

Emilio Bruce ebjreproduccion@gmail.com | Viernes 09 julio, 2021


Las campañas electorales son para conocer los problemas más graves del país y las soluciones propuestas por los candidatos que desean llegar a la Presidencia de la República y a la Asamblea Legislativa.

Las campañas electorales son para conocer las destrezas que los aspirantes a puestos de elección popular ostentan para enfrentar, resolver, y unir el país en pos de las soluciones necesarias. Algunas de estas soluciones pasajeras tendrían costo para la población y ésta debe de conocer ese costo.

La campaña es un concurso de capacidad, no solamente de simpatías. La campaña es la que nos ayuda a determinar la idoneidad de los candidatos para el puesto al que aspiran. La campaña es el momento de las grandes decisiones en las que el elector valora las destrezas, capacidad, experiencia y liderazgo para elegir a uno y descartar al resto. ¿Cómo enfrentarán y resolverán los candidatos propuestos los grandes y apremiantes problemas del país?

Ya han sido electos algunos candidatos, pero no los hemos escuchado opinar mayormente y describir sus soluciones y propuestas para enrumbar al país hacia la honestidad e integridad, la justicia social, la urgente reforma del estado, el progreso de todos, el empleo pleno y la reducción del costo estatal sobre la economía para evitar que ese gran peso termine de aplastar a los contribuyentes.

¿Cómo van a enfrentar la corrupción en el estado y en la sociedad en general? La corrupción se ha ido esparciendo y ha contaminado las más diversas capas sociales. ¿Cómo proponen los candidatos a la Presidencia y a la Asamblea Legislativa combatirla y dominarla? Hay una estrecha correlación entre la tramitología y la corrupción, porque la concesión de permisos y la aceleración de procesos son motivación poderosa para pagar y recibir. Permisos y atrasos generan corrupción. El país desea volver a los felices días en que la honestidad era la norma generalizada. El país desea con fervor una justicia pronta y cumplida. El país desea que el Poder Judicial sea reformado para que no se encuentren dentro de dicho poder varias funciones como las desempeñadas por el OIJ, los laboratorios forenses, el Ministerio Público y la Defensa Pública. El Poder Judicial debería tener una sola función cual es juzgar y condenar. ¿Qué proponen? ¿Vamos a seguir teniendo esa enorme y muy costosa estructura? ¿Tendremos que sostener para siempre esa enorme carga de pensiones de lujo y salarios de gran privilegio?

El estado es notoriamente ineficiente en el uso de sus recursos e ineficaz en su gestión para alcanzar sus metas y cometidos. Un porcentaje altísimo se gasta en sueldos y salarios lejos de gastarlo e invertirlo en el cometido de las instituciones. El desperdicio y las duplicaciones de competencias entre las instituciones es notoria. Un país de este pequeño tamaño posee trescientas y tantas autonomías. El Poder Ejecutivo, que debería ser solamente ejecutor, está constelado de juntas directivas y consejos todos deliberantes donde el ministro preside el consejo, pero no decide ni ejecuta como debería ser. ¿Cuándo tendremos una revisión integral del estado? ¿Cuándo sufrirá la administración pública una reforma para actualizar el estado a los tiempos presentes? ¿Cómo planean reducir el costo y aumentar la eficacia de las instituciones? ¿Qué piensan reformar? ¿Qué piensan cambiar? No he escuchado nada sustantivo de parte de los candidatos ni de los partidos sobre este particular. Este es uno de los elementos neurálgicos de la problemática social y fiscal del país.

Miles de costarricenses son afectados por la injusticia social, la pobreza y la miseria diariamente. Personas durmiendo en las aceras sin casa ni techo, personas haciendo malabares frente a los autos en los semáforos buscando una limosna, personas preparadas y profesionales conduciendo Uber o repartiendo comidas en moto, familias hacinadas en cuarterías y enorme desempleo son los síntomas evidentes de esta injusticia social. Las brechas sociales han crecido desmesuradamente. El índice de GINI se ha disparado e indica una distribución del ingreso de naturaleza regresiva e injusta. El desempleo es tremendo y el empleo pleno es la mejor reforma social de nuestros días. El cierre de negocios es de escala históricamente alta y se está cargando con más impuestos a los empleadores.

Las instituciones del “sector social” gastan más en sus empleados que lo que se gasta en los programas destinados al asistencialismo. Estamos repartiendo peces y no enseñando a pesca. ¿No deberíamos enseñar más a pescar que seguir repartiendo ayudas que generan dependencia y clientelismo sin resolver las causas de la pobreza y de la miseria? ¿Dónde están las tácticas de rápido reentrenamiento de la población cesante? ¿Qué van a hacer para atender y disminuir la pobreza, la miseria y el desempleo? La injusticia social se ve reflejada en las pensiones. En el excelente régimen no contributivo de la CCSS dirigido a los más pobres apenas llegan a unos pocos miles colones. En el injusto régimen no suficientemente contributivo de hacienda las pensiones son de millones de colones mensuales. Unas están dirigidas a las gentes más pobres de nuestra sociedad, las otras a enriquecer a quienes fueron los altos empleados del estado, el magisterio, las universidades y el poder judicial. La injusticia social se muestra cruda en los pluses y anualidades que han profundizado las diferencias al compararlos con el desempleo. ¿Qué piensan hacer? ¿Cómo piensan actuar?

El país espera con impaciencia las respuestas. No queremos silencios cómplices. Tampoco disimulos. Queremos valor y sinceridad. Para eso son candidatos y pretenden ser presidentes y diputados. Franqueza, sinceridad y precisión se requiere de ustedes para poder escoger a los más idóneos. Si somos demócratas verdaderos debemos fortalecer el sistema. Si queremos buenos gobiernos debemos elegir calidad.

Emilio R Buce profesor



NOTAS ANTERIORES


San José; centro de acopio

Miércoles 28 julio, 2021

No debe el gobierno aceptar pasar las concesiones a 15 años en vez de 7 e incluso no debe renovar las rutas hasta que se haga un rediseño total del sistema

Economía de opción

Martes 27 julio, 2021

Hay una serie de términos que utilizamos con alguna precisión técnica unos, pero con un sentido lato otros, que hacen que muchas acciones legítimas y legales







© 2021 Republica Media Group todos los derechos reservados.