Enviar

CINE

Hasta que la muerte los una

201307172155440.m6.jpg
Ryan Reynolds además de actuar en la cinta “R.I.P.D” es su productor.Internet/La República
Un purgatorio futurista fuerza a dos actores tan distintos como Jeff Bridges y Ryan Reynolds a compartir las misiones del “R.I.P.D.”, un escuadrón póstumo a la caza de alienígenas en el que el humor, la acción, la ciencia ficción y el western tienen cabida bajo la dirección de Robert Schwentke.
El contraste actoral y generacional entre el veterano y prestigioso Bridges y el sex symbol Reynolds es la gran baza con la que cuenta este filme, una suerte de cruce entre “Men in Black” y “Ghost”.
Bridges, que comenzó a destacar en un clásico como “The Last Picture Show”, justificó en rueda de prensa en Nueva York su presencia en esta cinta. “Me gustan las películas raras y sorprendentes y la premisa de esta película lo es”, dijo refiriéndose a este comando de policías fallecidos que reciben una segunda oportunidad en el más allá.
Por un lado, sorprende que Bridges haya participado en un filme comercial de entretenimiento familiar, pero por otro encaja sin esfuerzo en el estereotipo de hombre socarrón y pasado de vueltas que ha encarnado desde el célebre “El Nota” de “The Big Lebowsky”.
Reynolds, además productor ejecutivo de la cinta (“que básicamente significa tener más comida en tu camerino”, bromeó), repite en una adaptación de cómic, tras “Green Lantern”, aunque consideró que “las películas basadas en cómic son ahora mismo una parte tan importante de la industria que son casi un género en sí mismas”.
En pantalla, Bridges representa a un sheriff del viejo oeste condenado en esta eternidad a entenderse con un “novato” ambicioso que tiene los atractivos rasgos de Reynolds.

Nueva York / EFE

 

Ver comentarios