Enviar

Costa Rica tiene todas las posibilidades de encontrar los caminos adecuados que puedan ser apoyados por todos los sectores de la población (que exige participación), así como por las diferentes bancadas en el congreso


Fin de año con buen saldo pero con deudas

Hay buenas noticias al finalizar este 2014 que muchos han considerado un año difícil y con un cambio de gobierno que produjo cierto ambiente de incertidumbre.
El empleo de mejores estrategias para atraer los negocios y la inversión extranjera, le sirvieron a Costa Rica para aumentar su valor de marca país durante el último año, esto según el reporte anual de países más valiosos, publicado por Brand Finance, consultora británica.
Nuestra marca país es de grado A o fuerte y obtuvo la mejor calificación en el istmo (68). Le siguen Panamá, Guatemala, El Salvador y Honduras, mientras que Nicaragua, por su parte, no entró en los primeros 100 lugares.
La coyuntura de haber creado la marca Esencial Costa Rica y de que se llevara a cabo la Copa Mundial de Fútbol en Brasil, permitió dar mayor proyección al talento y los recursos nacionales.
El cuadro se completó con una brillante actuación de nuestra Selección de Fútbol, que nos convirtió en noticia y en sorpresa en los medios de comunicación del mundo.
Pasamos de ser un país por el cual nadie se preocupaba en materia de fútbol a ser muy competitivos luego de ganar a países acostumbrados a resultar victoriosos en estas lides.
Todo esto sucedió a pesar de las carencias que internamente nos afectan en materia de infraestructura y de una lenta burocracia.
Eso quiere decir que el clima para negocios es bueno en Costa Rica y que puede mejorar una vez que se atiendan esos problemas, pero encontrando también la fórmula para bajar nuestro déficit fiscal.
Se debe continuar con buenas estrategias para atraer inversión extranjera directa y mejorar nuestra infraestructura y eficiencia en los servicios del sector público.
No obstante, se debería dar un paso más en cuanto a la capacidad de distribuir mejor la riqueza generada, a fin de reparar la insatisfacción popular por causa del aumento en la desigualdad y el desempleo.
El impulso a las inversiones para generar empleo, debe acompañarse de acciones para mejorar la calidad de vida internamente.
De lograrse ese equilibrio, el país se asegura el buen clima social y de negocios que hemos tenido.
En este sentido, las iniciativas para favorecer la consolidación de las pymes y el surgimiento de más emprendedores, es un buen camino si se logra que las pequeñas empresas sean sostenibles y operen de manera formal.
El sistema público de salud de la Caja y los fondos de pensiones además de nuestros centros penitenciarios, entre otros, deben recibir la atención que no se les ha dado, permitiendo que entraran en crisis.
En esto hemos quedado debiendo mucho y eso se manifestó con desconformidad y cambios en las urnas electorales.
Costa Rica tiene todas las posibilidades de encontrar los caminos adecuados que puedan ser apoyados por todos los sectores de la población (que exige participación), así como por las diferentes bancadas en el congreso.



Ver comentarios