Carretera revive desarrollo económico en Cinchona
La carretera contribuye con el desarrollo de la zona, luego de cinco años de reconstrucción tras el terremoto de Cinchona, dijo Roy Torres, gerente general del Hotel Waterfallgardens. Marco Monge/La República
Enviar

Inversión privada ayudó a superar problemas en la zona

Carretera revive desarrollo económico en Cinchona

Reconstrucción de ruta costó $5 millones}

Invertir más de $5 millones permitió finalizar la reconstrucción de la carretera hacia Vara Blanca y Cinchona, comunidades afectadas por el terremoto de 2009.

201403212300370.n11.jpg
La nueva ruta está en la última fase de construcción, pero desde ya los empresarios, hoteleros y pequeños negocios reciben las bonanzas de la obra en sus ganancias mensuales.
Se trata de un trabajo conjunto. Mientras el Gobierno tardó cinco años para concluir la vía, los empresarios de la zona hicieron millonarias inversiones para reconstruir sus negocios, a pesar de lidiar con una calle en malas condiciones durante mucho tiempo.
La nueva ruta a Vara Blanca y Cinchona se construyó con modernos equipos que permiten desarrollar una capa asfáltica más segura y resistente para futuros movimientos sísmicos.
Los 6,5 kilómetros entre Vara Blanca y la Catarata de la Paz fueron construidos con una máquina especial conocida como “recuperadora”, que permitió remover por completo la antigua y dañada superficie de la vía para colocar una base de cemento más gruesa.
Además, se implementó una capa asfáltica de cinco centímetros de espesor a todo lo largo de la ruta para mejorar las condiciones viales y beneficiar a los conductores.
También se sustituyeron los 27 pasos de alcantarillas y se construyeron nuevas cajas de canalización de las aguas de lluvia, para evitar problemas futuros.
Actualmente MECO, empresa encargada de la obra, trabaja en los últimos detalles, como la construcción de cunetas a lo largo de la carretera.
Este tramo de la ruta se complementa con la reconstrucción y demarcación de los ocho kilómetros entre la Catarata de la Paz y Nueva Cinchona, que finalizó hace dos años.
Los beneficios se traducen en más clientes y mejores condiciones para los empresarios de la zona.
Aunque muchos negocios invirtieron millonarias sumas en reconstruir su infraestructura a raíz del terremoto de Cinchona, la renovación de la carretera fue lenta y afectó sus ganancias.
El hotel Waterfallgardens invirtió $5 millones en la reconstrucción completa de sus instalaciones, que incluyen un remozado parque y dos restaurantes.
“Al inicio fue muy difícil, nosotros pusimos todos nuestros recursos en rescatar el negocio, y cuando lo logramos la gente no venía aquí porque la carretera estaba mala”, explicó, Roy Torres, gerente general del Hotel.
Incluso la empresa logró desarrollar un novedoso parque con senderos que conectan con hábitats de tucanes, jaguares, serpientes y pumas, atracción que poco a poco ha ido ganando terreno, pese al mal estado de la ruta que les afectó por años.
“En 2008 cerramos con cerca de 400 visitantes por día, luego vino el terremoto y caímos por completo. Con la nueva carretera estamos llegando nuevamente a esa media de visitas”, agregó Torres.
De igual forma, pequeños empresarios de la zona y transportistas encuentran en la remozada ruta una fuente importante para generar mejores ingresos.
Hace cinco años la zona de Vara Blanca y Cinchona quedó devastada tras un terremoto de 6,2 grados en la escala de Richter, que provocó la muerte de muchas personas y la debacle de negocios, hoteles y comunidades enteras.
Durante el último lustro, los vecinos y el Gobierno han trabajado en mejorar las condiciones sociales y económicas de la zona.
La construcción de Nueva Cinchona, la modernización de las carreteras y la renovación de las empresas turísticas en la región son parte de los últimos avances para cerrar el amargo capítulo que dejó el evento natural.
Con el terremoto, muchas empresas de producción de alimentos cerraron sus plantas y dejaron vacíos económicos que a la fecha obligan a los habitantes a buscar trabajo en otras comunidades o a migrar para obtener un empleo.

Manuel Avendaño
[email protected]
@MavendanoLR

Ver comentarios