Enviar

El Estado debe regular la producción y crear el ambiente propicio que permita mayores inversiones aumentando así la base impositiva

Acciones para el equilibrio fiscal

Es muy bueno que Tributación Directa haga los esfuerzos que le corresponden por cobrar mejor los impuestos y lograr mayor recaudación, uno de los aspectos fundamentales para lograr equilibrio entre el ingreso y el gasto público.
Sin embargo, sabemos que ese otro aspecto del problema, el del gasto, necesariamente, tarde o temprano tendrá que ser racionalizado. Una acción que no podrá ser tímida y de escasos resultados, sino que deberá emprenderse a fondo en todas las instituciones del Estado para lograr la necesaria disminución del gasto, mayor rendimiento de los recursos existentes y mejor prestación de servicios.
Pero existe otra dimensión relacionada con todo esto y de la cual poco se habla. Se trata del papel que debe cumplir el Estado como regulador de la producción. Se trata de los esfuerzos que hay que realizar para generar el ambiente propicio que permita mayores inversiones aumentando así la base impositiva.
En este sentido, las acciones han estado dirigidas mayormente a la inversión extranjera. Sin embargo, las inversiones internas requieren también condiciones propicias para crecer.
Todo lo que se encuentra en el país en condiciones de informalidad debe pasar a la formalidad para favorecer la justicia social, íntimamente relacionada, como sabemos, con la paz social que todos necesitamos. Esa paz que puede ir alejándonos del nefasto rótulo de “región más violenta del mundo”.
Si internamente se compite en condiciones equitativas poco a poco se irán eliminando las perversas distorsiones producidas por quienes se resisten a pagar la contribución que deben.
El equilibrio entre ingresos y gastos solo puede alcanzarse mediante acciones integrales que contemplen todos los aspectos que contribuyen a lograrlo. Y Costa Rica no dará pasos firmes hacia el desarrollo sostenible y equitativo a que aspira si no se decide a transitar esa ruta.
Los gobiernos que la pospongan solo habrán contribuido a desmejorar las condiciones en las que luego otros gobernantes deberán actuar en el sentido antes señalado.
Ver comentarios