Logo La República

Domingo, 18 de noviembre de 2018



NACIONALES


Buen tiempo para hacer compras

Redacción La República [email protected] | Martes 09 septiembre, 2014

“Cuando las fluctuaciones por el tipo de cambio son negativas nosotros las asumimos, y en casos positivos se la trasladamos en bene cio al cliente”, dijo Francisco Salazar, gerente general de Mazda / KIA.Marco Monge/La República


ANÁLISIS

Aumento de precios al consumidor está cediendo desde abril pasado

Buen tiempo para hacer compras

Estabilidad del tipo de cambio mantendría precios


Los próximos meses serían un buen momento para realizar varias compras, ya que el ritmo de la inflación se está desacelerando, más que todo por una baja en el tipo de cambio.

El dólar barato tiene el efecto de hacer los productos importados baratos, en comparación con el tipo de cambio que regía durante los primeros meses.
Además, las tasas de interés para un préstamo de consumo también han bajado.
La inflación del mes de agosto por cierto fue la más baja del año, al 0,33%.
Esta cifra, sumada a que setiembre es un mes en el cual el incremento en precios históricamente ha sido bajo, lleva a pensar que la inflación habría alcanzado ya su peor momento, y comenzaría a acomodarse a la meta impuesta por el gobierno.
Se trata de no más del 5%.
El comportamiento de la inflación en los primeros ocho meses de este año va en paralelo con el tipo de cambio, que desde mayo pasado demuestra una tendencia a la baja.
Cuando el colón vale más, los precios tienden a incrementar menos, dado que cuesta menos comprar los productos y servicios desde el exterior, cuyo costo se cancela en dólares.
Además, algunos exportadores, al recibir más colones por sus ventas en el extranjero, podrían intentar replicar esa diferencia en el mercado local.
En los últimos cuatro meses, el incremento mensual en la inflación ha decrecido, de acuerdo con el Índice de Precios al Consumidor.
Hubo un pico en la inflación en julio.
Sin embargo, esto se explica por el aumento atrasado en el precio del combustible, dado que normalmente pasa un tiempo, entre el incremento en el precio mundial, y la fecha en la cual la Aresep otorga el alza en el costo local.
El aumento en el Índice en abril pasado llegó al 1,14%, su nivel más alto de este año.
El ambiente positivo se refiere no solo a la compra en efectivo de los productos y servicios, sino también al consumo financiado a corto plazo a las tasas de hoy.
Sería arriesgado endeudarse a un plazo mayor a seis meses para la compra de los bienes de consumo, dada la expectativa de una tendencia al alza en las tasas, que se espera para el año entrante, y que ya se demuestra en relación con otros tipos de préstamos.
Sin embargo, las tasas han bajado desde abril, en lo que a los préstamos personales se refiere, sean en colones y dólares.
El compartimiento de las tasas e interés de hecho va en paralelo con el Índice de Precios al Consumidor.
Por su parte, el Banco Central no ha modificado su meta inflacionaria, aduciendo que era de carácter transitorio, el desvío de la expectativa que tenía a principios del año.


Redacción