“Eliminación de ‘Pies secos, pies mojados’, agravaría crisis migratoria hacia Centroamérica”
"Con la eliminación de la política "Pies secos, pies mojados" podría agravarse la crisis migratoria de cubanos en Centroamérica", comentó Jorge Domínguez, profesor y exvicerrector de Relaciones Internacionales de Harvard. Gerson Vargas/La República
Enviar

Si bien es cierto, cualquier pregunta que involucre a Donald Trump y el "qué pasará" tiene una respuesta incierta: ¿Peligra la inversión extranjera directa en la región? ¿Se logrará eliminar el embargo a Cuba? ¿Se avecina una crisis migratoria en la región gracias a la eliminación de la política “Pies secos, pies mojados”?

Jorge Domínguez, profesor y exvicerrector de Relaciones Internacionales de Harvard, conversó con LA REPÚBLICA sobre las relaciones de Estados Unidos y Latinoamérica durante una presidencia de Donald Trump.

En el tema el embargo de Estados Unidos a Cuba, ¿cuál es la probabilidad de un acuerdo con Trump, especialmente desde que Venezuela está disminuyendo como una fuente de ingresos para la isla?

No es que se van a revertir las medidas del presidente Obama, es que se revisarán y estas se pueden agrupar en tres categorías: lo empresarial, el beneficio compartido y lo unilateral. En lo empresarial, pocas empresas de Estados Unidos actúan en Cuba, la exportación de productos agrícolas de 2002 al año pasado sumaban poco más de $5 mil millones; pero, ¿quién exporta esos productos? Los estados agrícolas de Estados Unidos que votaron por Trump. Es verdad que Trump puede cancelar estas exportaciones agrícolas pero estaría castigando a la gente que lo apoyó.

¿Qué ejemplos se pueden mencionar de medidas de beneficio compartido?
Hay un acuerdo biológico de exploración de petróleo y gas natural. Da la casualidad que el posible secretario de Estado había sido presidente de la mayor empresa petrolera de Estados Unidos, entonces a lo mejor no le va a parecer una idea tan mala. Otro ejemplo de beneficio compartido es el de líneas aéreas: da derechos iguales a ambas partes, pero en la realidad cubana, la aviación no vuela, las únicas son las de Estados Unidos y a Trump le gustan desacuerdos desiguales.

¿Y en cuanto a medidas unilaterales?
Podemos colocar los viajes: si el vecino en Estados Unidos quiere ir a Cuba para visitar un museo, en Cuba estimula la economía y la exportación de servicios. Eso sí, se puede cancelar, y eso sin ley implicaría un daño a la economía de la isla y le restaría una cuota de libertad a algún ciudadano de Estados Unidos, que quiera viajar, pero sería lo más fácil de revertir.

¿Si se revierte esa medida unilateral, cómo le afecta a Cuba?

En 2016 los visitantes de Estados Unidos a Cuba fueron menos de medio millón de personas. No les está cerrando el derecho a viajar a cuatro gatos, de esos 500 mil un poco menos de 300 mil son cubanoamericanos y esa es una población que Trump no quiere enojar. Tendría que distinguir qué derecho de viaje se cierra: si es al que quiere visitar a su abuela, o el que quiere ir a visitar un museo. Eso empieza a implicar una serie de decisiones muy puntuales y precisas de gran regulación.

Obama anuncia la eliminación de la política de "Pies secos, pies mojados", que ampara a los cubanos que tocan suelo estadounidense, ¿qué significa para Cuba?

Este acuerdo Trump no se lo había imaginado mejor. Aquí la duda es si el nuevo presidente dirá: ¿Por qué si el gobierno de Cuba lo ha hecho, por qué no lo hace México, no lo hace Guatemala? Para Cuba puede significar un escenario de la desesperación, ahora no voy a ir solo a robarme una embarcación en el puerto cubano, sino con toda la familia para asegurarnos que el guarda no va a impedirnos el robo y nos lanzamos ahí y se crea el tipo de crisis migratoria marítima que se daba antes. O el escenario positivo, todo positivo: ahora todos se calman, los cubanos cuando viajan a Estados Unidos lo hacen con una visa solicitada y documentada.

¿Qué significa esa eliminación para Centroamérica?
Al eliminarse, el estímulo de los cubanos de venir por tierra se cae, ese es un posible beneficio para los países centroamericanos y puede que el problema se resuelva. Pero otra posibilidad es que se agrave el problema, que los cubanos digan: no puedo llegar a Estados Unidos, pero puedo llegar a Costa Rica o Panamá y me quedo, porque no queremos quedarnos en Cuba.

Obama es el "jefe de las deportaciones de inmigrantes", ¿lo superará Trump?
Obama ha deportado más gente que la suma combinada de los dos Bush, de Reagan y Clinton. Al final de su presidencia se calcula que Obama habrá deportado 3 millones de personas. En una entrevista posterior a su elección, a Trump le preguntan cuál va a ser su política de deportaciones y dijo que se concentrará en los criminales, la respuesta que dio fue de 2 millones y medio o 3 millones de criminales. Si ese es el número, es igualito y existe la hipótesis de que Trump deporte menos que Obama.

¿A cuál nación centroamericana afectará más el tema de la deportación?
Esto afecta muchísimo a Guatemala, El Salvador y Honduras. Ahí el énfasis es deportar criminales violentos, y por día se deportan entre 50 y 100 personas. Entonces, si queremos explicarnos los altos niveles de violencia y homicidio en esos países, las deportaciones son una parte importante de la explicación e implican un futuro negro para el Triángulo Norte, a no ser que existan otras medidas compensatorias.

¿Cuáles serían esas medidas?
Ninguna se ha expresado públicamente. El equipo de transición ha explorado que sería utilizar una parte de la asistencia económica a esos tres países, para construir prisiones y en donde habría guardias binacionales y de esa manera se puede decir que ese es un criminal violento, Estados Unidos quiere deportarlo, pero lo hará a una prisión segura. Pero en ninguno de estos países hay la capacidad de darle seguimiento a ese criminal y lo que ocurre hace es que fortalecen redes criminales transnacionales.

Costa Rica se beneficia de unos $3.100 millones de inversión extranjera directa, principalmente en servicios compartidos y dispositivos médicos. ¿Qué pasará con este tipo de inversiones?
Una de las empresas que existen en México, en el estado de Indiana y que ya invirtió en Costa Rica se llama Carrier y fue atacada por Trump en Twitter. Esto se puede repetir, no solo con esa compañía, sino con otras empresas que deseen invertir en otros países. Lo que a Trump le generaba más furia y le generaba más furia a la gente que lo apoyaba durante su campaña es la labor manufacturera que se exporta a Estados Unidos proveniente de México o Centroamérica. Eso para Trump es un pecado mortal.

¿Por qué un simple twitt puede traerse abajo una decisión empresarial?
Si yo, Trump, le envío un Twitter acusando, insultando, exigiéndole a la empresa, simultáneamente ocurre: que cae el valor de las acciones de la bolsa de esa empresa, lo que crea incertidumbre para los posibles inversionistas. Además, el ataque en Twitter es muy público e implica que al presidente de la empresa se le fastidió la semana: tiene que utilizar su tiempo, su equipo para responder a cosas que no son propias de la necesidad de la labor de la compañía; tendrá que contratar publicistas y abogados y lo único que tiene que hacer el presidente Trump es enviar 140 caracteres, no hay un gasto fiscal, no hay gasto de presupuesto, no tiene que designar a nadie. Él tiene un costo casi cero y para la empresa tiene un costo enorme.

¿Ante esta misma cautela, se podría esperar un retraimiento de las inversiones extranjeras directas?
Sí estamos ante un posible retraimiento en 2017. Si soy un empresario y me estrategia empresarial me dice esto es una manera de reducir mis costos, mejorar mi eficiencia productiva; pero frente a un presidente de Estados Unidos que quiere cerrar esa avenida, yo tengo que esperar. Si yo fuera un gobierno en América Central, si fuera un empresario debería contar con ese posible escenario.

Ver comentarios