Enviar
Empresas bajo este régimen impulsan la generación de unos 100 mil puestos de trabajo
Zonas francas apalancan empleo indirecto
Proveedoras de servicios colocan hasta un 90% de sus ventas en dichas compañías

Durante cuatro años la empresa costarricense Delfiplast se dedicó a fabricar paletas de plástico para la comercialización de helados. Hoy, luego de un largo proceso de capacitación logró colocarse como una de las principales proveedoras de plástico termoformado para multinacionales de zona franca.
La compañía en la actualidad es proveedora del 85% de las piezas plásticas de una firma extranjera con presencia local, también atiende a firmas como Hologic, Boston Scientific, e ITT Industries.
Lo anterior fue posible luego que la empresa obtuviera un certificado internacional para producir estos dispositivos plásticos a compañías del sector médico.
“Esto funciona por recomendación, es vital la experiencia que una empresa pueda cosechar con los clientes pues de esta forma se gana credibilidad”, sostuvo Randall Castro, gerente de Delfiplast.
También reconoció que la inversión y la mejora en los procesos es indispensable para poder ganar ventaja y formar parte de la lista de posibles proveedores.
Al igual que esta, otras compañías en especial pequeñas y medianas (pymes) se han visto beneficiadas con trabajo y generación de empleo indirecto.
Prueba de ello es que unos 100 mil puestos de trabajo indirecto se han creado a partir de los servicios que se prestan a dichas compañías. Inclusive, algunas proveedoras locales dirigen hasta un 90% de sus ventas a las empresas establecidas bajo este régimen.
En la actualidad el programa Costa Rica Provee agrupa a unas 400 pequeñas empresas que les suplen a las zonas francas.
La contribución de las 247 multinacionales bajo este régimen también se percibe con la capacitación y formación en nuevas tecnologías a los empleados directos.
“El impacto de las zonas franc
as se evidencia en los encadenamientos”, dijo Vanessa Gibson, directora de Post Establecimiento de la Coalición Costarricense de Iniciativas de Desarrollo (Cinde).
Un ejemplo de esto fue David Chavarría, quien decidió poner en práctica sus conocimientos y abrir Automation and Industries.
“La idea de constituir una compañía siempre la tuve en mente, pero sabía que necesitaba formación en campos como administración y logística”, comentó al respecto Chavarría.

Karen Retana
[email protected]
Ver comentarios