Enviar
Y ahora… ¡no pasó nada!
Ricardo La Volpe les bajó el tono a los actos de indisciplina de los jugadores
Las denuncias de los periodistas de Radio Columbia, las fotografías y hasta vídeos que se han presentado del comportamiento de algunos seleccionados en su noche libre, parece que no hacen mella en el seleccionador nacional, Ricardo Antonio La Volpe.
Tras el entrenamiento de ayer, el argentino habló ampliamente con los medios, a los que, en primera instancia, descalificó y hasta tildó de amarillistas, aunque acto seguido dijo no estar al tanto de las noticias publicadas.
El martes por la noche el seleccionador les dio libre a los jugadores y les permitió regresar al hotel a la 1 a.m. del miércoles. Algunos futbolistas fueron vistos en un bar restaurante de Nueva Jersey consumiendo licor, mientras que otros grabados fueron en vídeos, mientras regresaban de Nueva York, al parecer un poco ebrios.
La Volpe reiteró que los jugadores tenían permiso de salir y ninguno incurrió en un acto de indisciplina.
“Para mí y toda la gente que me conoce yo voy a cenar a las 10 p.m. me puedo levantar de la mesa a las 12 m.n. y regreso a mi casa a la 1 a.m., eso fue la salida, darles una cena y a la 1 a.m. todos en el hotel. Nadie aceptó las cosas malas, les di el permiso de salir a cenar, más no dije que vayan a una fiesta a emborracharse, no puede haber licor, pueden tomarse una copa de vino, un whisky o una cerveza, si alguno se toma cinco o seis es un irresponsable”, dijo Ricardo La Volpe.
El seleccionador agregó que hablaba y respaldaba lo que se haga con normalidad, lo anormal no entra, añadiendo que están en una concentración y no en una cárcel.
La Volpe explicó que no se han reportado actos de indisciplina y que él les dio permiso de salir. El argentino aseguró que las salidas “con medida y entre compañeros” son de jugadores profesionales; sin embargo, deben saber manejar la situación.
Aparte del acto en el día libre, hubo un encontronazo entre el delantero Alvaro Saborío y algunos aficionados que se presentaron el miércoles a ver el entrenamiento de la tricolor.
A raíz de eso La Volpe decidió no permitir el acceso de aficionados durante las prácticas de la Tricolor. Saborío golpeó a un niño en el entrenamiento y varios aficionados se estuvieron metiendo con él por lo que el estratega afirmó: “Yo permití que la gente entrara a la práctica pero si se pone algún energúmeno a gritarles cosas negativas a los jugadores de su propio país eso no se vale, pagan justos por pecadores por lo tanto en las prácticas de ahora no podrán entrar”, comentó el argentino.

Cristian Williams
[email protected]
Ver comentarios