Volkswagen con la mesa servida
Sebastien Ogier manda en el Mundial de Rally, en medio de la lucha de los pilotos de Volkswagen por el título. ARCHIVO/LA REPÚBLICA
Enviar

Volkswagen con la mesa servida

El equipo Volkswagen puede conquistar, de forma matemática, con el francés Sebastien Ogier, el finlandés Jari-Mati Latvala y el noruego Andreas Mikkelsen, el mundial de constructores este fin de semana durante el Rally de Australia.
Estos tres pilotos son los únicos que mantienen opciones de ser campeones del mundo además. Ogier es el líder, con 44 puntos de ventaja sobre Jari-Mati Latvala y 77 sobre Mikkelsen.


Si entre los tres consiguen sumar cinco puntos este fin de semana, Volkswagen abandonará Australia con el mundial de constructores bajo el brazo, cuando aún quedarían tres carreras por disputarse este año (en Francia, España y Reino Unido).
Una vez logrado este éxito por Volkswagen, tan solo faltaría saber cuál de sus tres pilotos sería campeón del mundo de rallys. Ogier es, además del actual primer clasificado, el vigente ganador y defiende su corona ante dos de sus compañeros de equipo.
Según un comunicado de Volkswagen, la escudería no hará preferencia por ninguno de los tres corredores, en consonancia con el lema “que gane el mejor”.
Ogier y Latvala abandonaron en la última prueba, disputada en Alemania, mientras que Mikkelsen fue tercero. Pase lo que pase en las carreras que faltan, el piloto campeón de este año será de Volkswagen.
Australia será el sétimo rally de tierra de la temporada. En esta ocasión, la carrera constará de un tramo de 948,10 kilómetros, y circulará por la costa de Nueva Gales del Sur, en el este del país oceánico, a medio camino entre las ciudades de Sídney y Brisbane, y con sede en el entorno subtropical de Coffs Harbour. Será la tercera edición que tendrá lugar en este territorio.


Madrid /EFE


Ver comentarios