Volkswagen cerca de acuerdo para reparar daño ambiental
La empresa Volkswagen trata de llegar a un acuerdo con las autoridades ambientales de Estados Unidos, por haber instalado en algunos modelos de sus vehículos, un dispositivo para falsear los datos de emisión de gases. Bloomberg/La República
Enviar

Volkswagen AG ha llegado a un acuerdo con organismos de regulación medioambiental de Estados Unidos para reparar o recomprar unos 80 mil vehículos Audi, VW y Porsche con problemas en motores diesel de 3 litros, con lo que se acerca a la resolución de un aspecto clave del escándalo de manipulación de emisiones, dijeron personas familiarizadas con las conversaciones.

En el marco de un acuerdo con la Agencia de Protección Medioambiental y la Comisión de Recursos Aéreos de California, Volkswagen recibiría el visto bueno para reparar 60 mil vehículos y ofrecer la recompra de unos 19 mil modelos anteriores cuya reparación sería demasiado compleja, dijeron las personas, que pidieron que no se revelara su identidad porque las conversaciones son confidenciales.
El plan de llamado a revisión comprende una actualización de software simple, y evitar una recompra del total de los autos le ahorraría a la compañía alrededor de $4 mil millones, dijeron las personas.


Si bien Volkswagen ha acordado el pago de un monto récord para el sector de $16.500 millones para resolver una situación que comprende aproximadamente medio millón de autos diesel de dos litros, le ha costado llegar a un acuerdo por los motores más grandes.
Un acuerdo sería un paso importante para salir de una crisis que estalló el año pasado, cuando la compañía admitió que unos 11 millones de autos diesel del mundo estaban equipados con un dispositivo que burlaba las pruebas medioambientales de Estados Unidos.
La corte que lleva el caso no ha aprobado un acuerdo, de modo que aún podría haber cambios.
Volkswagen tampoco ha llegado a un acuerdo con los propietarios de los autos de tres litros que han demandado a la compañía ni con la Comisión Federal de Comercio, que presentó una demanda contra la compañía por publicidad engañosa.
Tanto el grupo que une a los propietarios de los autos como la FTC, exigen que Volkswagen ofrezca recomprar la totalidad de los vehículos en cuestión, algo que la compañía automotriz busca evitar, dijeron las personas.
La unidad Audi de Volkswagen, que desarrolló el motor de tres litros y que tiene a su cargo las conversaciones, se negó a hacer declaraciones debido al carácter confidencial de los acuerdos.
Los modelos afectados comprenden las versiones diesel de los VW Touareg, Porsche Cayenne y Audi Q5, Q7 y A8. Voceros de la EPA y la CARB también rehusaron hacer declaraciones. Un vocero de la FTC no contestó de inmediato un llamado en el cual se le solicitaban declaraciones.
Las acciones de Volkswagen compensaron declinaciones anteriores y treparon un 1,7%. La acción había subido el 1,3%, a 118,55 euros, a las 3.28 p.m. en Fráncfort, con lo cual la caída desde que estalló el escándalo en setiembre de 2015 se ha reducido al 27%.


Ver comentarios