Vienen grandes cambios en seguros
Enviar
Competencia entre al menos seis compañías arreciaría en el segundo semestre del año
Mercado de seguros ante grandes cambios

Mayor oferta de pólizas personales

Consumidores se verán beneficiados con precios más bajos y mayor variedad de coberturas

El arribo de nuevas compañías al país con la apertura del mercado de seguros probablemente traerá como beneficio para los consumidores una mayor oferta en pólizas personales, las cuales incluyen coberturas de vida y para diversos gastos médicos, entre otros productos nuevos.
La promesa básica de los nuevos competidores y del Instituto Nacional de Seguros (INS) es que serán más competitivos en precios, sin embargo no desean revelar en este momento cuál será su oferta.

La intención es diseñar productos asequibles para los diversos estratos sociales, con tarifas que se adaptan al bolsillo de cada costarricense.
Con esta premisa, cuatro aseguradoras foráneas tienen como objetivo captar el mercado de seguros personales, el cual actualmente no está bien desarrollado.
Se trata de las extranjeras ASSA Compañía de Seguros, Aseguradora Mundial-MAPFRE, Pan American Life y ALICO, y la costarricense Seguros del Magisterio.
“Nuestros productos tendrán un precio justo, nos enfocamos en servicio sin dejar de lado el precio, el cual viene a ser un aliado de la fórmula que se les ofrecerá a nuestros futuros asegurados”, afirmó Angelic Lizano, vicepresidenta comercial de Aseguradora Mundial.
En cuanto a la variedad de productos, estas firmas desarrollarán el concepto de pólizas especializadas, las cuales se adaptarán a las características de cada cliente, ya sea corporativo o personal.
Por ejemplo, Pan American Life ofrecerá una póliza colectiva de salud, que cubrirá los gastos médicos de los empleados de una compañía. Este producto da la posibilidad de crear una cobertura básica y varias específicas que se acomodan y diseñan según las necesidades de cada grupo de colaboradores dentro de una empresa.
Por otra parte, se espera la llegada de productos novedosos en esta rama de seguros. Las empresas van a competir con pólizas que cubran la renta por hospitalización, los gastos en que incurran por padecer algún tipo de cáncer contra diagnóstico, enfermedades graves y cuidados dentales.
Además, se estarán comercializando coberturas pa
ra aquellas personas que no son incluidas en una nómina y que normalmente tienen dificultades para acceder a seguros de salud con precios bajos.
Este tipo de seguros no solo los comercializarán las compañías foráneas que han tocado las puertas del mercado asegurador costarricense, sino también el INS, que no se ha quedado con las manos cruzadas esperando el arribo de los contendores, sino que ha empezado a desarrollar nuevas coberturas para contraatacar.
Recientemente, el INS lanzó la póliza Su Vida, con la finalidad de ganar más mercado antes de que arriben los contendores y está diseñando otros productos para ofrecerlos en el transcurso de este año.
Para prever posibles abusos de las aseguradoras, la Superintendencia de Seguros (SUGESE) está recibiendo denuncias, pues es la instancia con autoridad de castigar a una firma que no cumpla con sus contratos.
Asimismo, si bien no puede establecer precios para los seguros que se venden en el país, sí puede rechazar tarifas a las aseguradoras, si estas no tienen una justificación técnica que las respalde.

Natasha Cambronero
[email protected]


Lucha a muerte: INS y privadas
Instituto cedería la cuarta parte del pastel a mediano plazo

Cinco nuevas aseguradoras, que se espera tendrán autorización para comercializar sus pólizas en el país en el segundo semestre del año, lucharán a muerte con el Instituto Nacional de Seguros (INS), especialmente en la rama de seguros personales.
Se trata de ASSA Compañía de Seguros, Aseguradora Mundial-MAPFRE, y de las estadounidenses Pan American Life y ALICO. Además de Seguros del Magisterio, de capital costarricense.
Esto es el inicio de una brega que enfrentará el INS, pues otras firmas han volteado su mirada hacia el país. Tal es el caso de Seguros Bolívar, que opera en Colombia y se espera que en total sean 12.
Seguros personales es el nicho del mercado en el cual la batalla será más ardua, pues todas las compañías competirán ahí por captar el mercado cautivo que aún existe a raíz del monopolio.
Si bien, el Instituto se ha negado a brindar información reciente sobre la penetración del mercado, aduciendo razones estratégicas, en el primer semestre de 2009, los seguros de vida solo representaban poco más de la décima parte de los ingresos del INS, que monopolizaba el mercado, estima la calificadora de riesgo Fitch Ratings.
Ante esto, se espera que la oportunidad para los competidores esté precisamente en este nicho, donde existe mayor posibilidad de innovar y sorprender a los consumidores con nuevos productos.
Esto tomando en cuenta que en otros mercados existe mucha mayor penetración en seguros de vida y significa la mitad de los ingresos de una aseguradora en la región.
“Las cifras de primas en el mercado costarricense, se encuentran por debajo de las de los países vecinos y las personas y familias con capacidad de pago prefieren contratar una póliza de salud con aseguradoras sólidas”, dijo Eugenio Magdalena, vicepresidente ejecutivo de Mercados Internacionales de Pan-American Life.
Es de prever que el INS cederá parte del pastel asegurador,
se estima que en un mediano plazo la entidad dominaría tres cuartas partes del mercado y sus rivales el resto.
Sin embargo, es posible que el INS cuente con la ventaja de que muchos clientes prefieran contratar a una
empresa estatal y conocida, para una compra sensible, como lo es una póliza de vida o salud.
Tal como sucedió en Uruguay, donde después de 14 años de la ruptura del monopolio, la compañía estatal solo ha perdido menos de la tercera parte de sus clientes.
“Va a llegar un momento en que el INS maneje el 75% del mercado y la competencia el 25%. Hay que esperar un tiempo para percibir un valor consolidado”, señaló Guillermo Constenla, presidente ejecutivo del Instituto.
Previendo el arribo de sus contendores en los próximos meses, el INS prepara el terreno, para que no lo agarren desprevenido. Por ello ha comenzado a sacar al mercado nuevos productos a un costo menor para atraer más clientes.
Asimismo, a nivel interno se está gestando una batalla para reducir costos y así hacer que las utilidades sean mayores.
De igual forma, no quita el pie del acelerador en sus intenciones por expandirse al resto de Centroamérica para compensar el mercado que perderá en el país.

Natasha Cambronero
[email protected]

Ver comentarios