Enviar
Venezuela lanza nueva emisión de bonos
El Gobierno venderá títulos a tasa fija y flotante que solo serán colocados en el mercado local por un monto de $5.700 millones

Bloomberg

Venezuela planea vender bonos por hasta 12.150 millones de bolívares ($5.700 millones) en el mercado local para fin de año, como parte del esfuerzo del presidente Hugo Chávez de drenar dinero del sistema financiero y apuntalar la moneda.
Mediante la venta de los bonos, Venezuela, el mayor productor de petróleo de Suramérica, sacará dinero de circulación, lo que deprimirá la demanda de dólares que ha llevado al bolívar a un mínimo récord este año en el mercado no regulado.
Chávez, que llama su programa económico “socialismo bolivariano” y dijo el mes pasado que el presidente Barack Obama no tiene control de la “maquinaria imperial” estadounidense, está presionando para apuntalar al bolívar de manera tal de frenar la inflación, que tiene la tasa más elevada entre las mayores economías del mundo.
La venta de bonos “puede ayudar al mercado paralelo ya que se está drenando liquidez”, dijo Nelson Corrie, principal operador de la casa de corretaje caraqueña Interacciones Casa de Bolsa.
Chávez expresó hace dos semanas que el Gobierno está aumentando las ventas de dólares a la tasa oficial después del desplome del petróleo el año pasado, lo que obligó a los funcionaros a reducir las ventas en un 45% en el primer semestre del año. Ese aumento en las ventas generó un rebote del 24% del bolívar a 5,67 por dólar en el mercado paralelo desde un mínimo de cinco meses de 7,05 el 4 de agosto.
Las empresas y la gente se vuelcan al mercado paralelo en busca de dólares cuando no pueden obtener la autorización gubernamental para comprarlos a la tasa oficial.
Cadbury Plc, fabricante de la goma de mascar Trident y las barras de chocolate Crunchie, con sede en Londres, dijo en junio que había comenzado a comprar dólares en el mercado paralelo después que el Gobierno dejara de autorizarle las compras a la tasa oficial. La subsidiaria venezolana de General Motors Co. dijo en setiembre que cerró una planta de fabricación de vehículos de pasajeros durante tres meses porque no pudo obtener dólares del Gobierno.
La caída del bolívar en el mercado paralelo este año impulsó el precio de los productos importados, lo que hizo escalar la inflación al 29% en agosto, la tasa más elevada entre los 78 países monitorizados por Bloomberg.
El ministro de Finanzas, Ali Rodríguez, dijo en abril que los importadores de alimentos y medicinas tendrían prioridad en la compra de dólares a la tasa oficial conforme restringía las ventas para preservar las reservas extranjeras del país.
La reducción del 55% de los precios del petróleo frente al récord de $147,27 por barril del año pasado hizo bajar las reservas de Venezuela un 21% este año, a $33 mil millones. La economía se redujo un 2,4% en el periodo abril-junio con respecto a un año atrás, lo que constituyó la primera contracción trimestral desde 2003.
El Gobierno usaría los ingresos de la venta de bonos para proyectos que reactivarían la economía. Conforme Venezuela gaste el dinero, irá recuperándose la oferta monetaria, lo que contrarrestará cualquier impacto inicial que pueda tener sobre la moneda, dijo Abramo Di Luca, operador de Banvalor Casa de Bolsa en Caracas.
“Están drenando liquidez para reinyectarla en el mercado a través del gasto gubernamental”, dijo Di Luca. “Estas emisiones en bolívares pueden absorber parte del dinero en circulación, en general por parte de los bancos, pero no creo que tengan un gran efecto”.
El Gobierno venezolano necesita vender bonos denominados en dólares que los inversores pueden comprar con bolívares como hizo en una emisión en junio por parte de la petrolera estatal, para reducir la brecha entre la tasa oficial y la paralela, dijo Di Luca.
Los inversionistas pueden vender los bonos en los mercados internacionales, lo que les permitirá obtener dólares.
El Gobierno venderá deuda por 12.150 millones de bolívares en instrumentos conocidos como TIF y Vebonos, emisiones que integraron el plan de emisión de deuda para 2009, según la Gaceta Oficial.


Ver comentarios