Unafut prevé pocos cambios
El juego cortado que produce el fingir faltas hace aún menos atractivos los espectáculos de fútbol (Foto con fines ilustrativos). imagenesencostarica.com/La República
Enviar

Unafut prevé pocos cambios

Propuesta de Blatter para eliminar “piscinazos” podría tener eco en nuestro campeonato

A una semana de que se inicie el Torneo de Verano de la temporada 2013-2014, la Unafut prevé pocos cambios al menos para este torneo que se avecina en el campeonato nacional en el que las normas ya están establecidas.
No obstante, el viernes el presidente de la FIFA, Joseph Blatter, escribió una columna en la que llama a tomar medidas para detener el creciente aumento de los “piscinazos” y demás artimañas a las que recurren algunos jugadores durante los partidos, para perder tiempo o tratar de perjudicar con una sanción a un rival.
En su columna titulada “Alto al drama aficionado” el dirigente dijo que le parece “muy irritante” que “el jugador supuestamente medio muerto resucita en cuanto sale de la cancha”.
Blatter llamó a los árbitros a hacer que esos jugadores esperen en la línea de banda el tiempo suficiente para que su ausencia afecte a su equipo.
“En términos prácticos eso sería como minutos de castigo y puede hacer que los jugadores que fingen lo piensen mejor”, escribió.
Blatter, quien destacó que “acabar con esta clase de trampas es una cuestión de respeto a los oponentes y aficionados” y “además es una muestra de respeto a uno mismo como profesional y ejemplo a seguir”.
Consultado Osvaldo Pandolfo, presidente de la Unafut, al respecto afirmó que ya aquí se han tomado medidas contra la pérdida de tiempo y el juego violento, aunque muchos equipos no las ven con buenos ojos.
Por ejemplo, entre las medidas establecidas está el multar con ¢200 mil a los equipos que acumulen cinco o más tarjetas amarillas en un mismo partido.
“Si los árbitros amonestan a los futbolistas que fingen lesiones, ellos seguramente lo pensarán dos veces antes de incurrir en tal comportamiento, porque eso le puede causar un costo económico a su equipo e igual si comete juego violento”, afirmó Pandolfo, quien dijo que hay equipos a los que le parece excesiva la multa.
En el pasado torneo, en sus 22 fechas, hubo dos equipos que pagaron ¢600 mil, o sea que en tres partidos tuvieron más de cinco amarillas en cada uno de esos encuentros (15 en total solo en esos tres encuentros); cuatro equipos pagaron ¢400 mil, cuatro equipos ¢200 mil y solo dos equipos no pagaron nada (Saprissa y UCR).
“Estamos claros de la importancia de darles fluidez a los partidos porque de eso depende mucho el espectáculo”, manifestó Pandolfo.
Para el próximo jueves la Unafut convocó a una conferencia de prensa para realizar varios anuncios sobre proyectos que piensa implementar la Unafut y el nombre con el que se seguirá llamando al campeonato de fútbol costarricense.
Pandolfo no prevé un cambio para la próxima temporada sobre la forma como se juega el campeonato, afirmó que si bien ellos (Unafut) hicieron una propuesta, esta no caló muchos entre los clubes.
“Nosotros queremos un solo campeón por año”, dijo Pandolfo, explicando que si bien los clubes aseguran que les son más rentable los torneos cortos, entonces se podría dividir el campeonato en dos torneos cortos y que los campeones de cada uno se enfrenten al final.
“No se perdería la emoción porque el ganador del primer torneo clasificaría para la Concachampions y tendría asegurada la final del campeonato”, afirmó el dirigente.

Luis Rojas
[email protected]
@La_Republica



Ver comentarios