Una fila que no termina: cientos de personas tras comida
“La segunda vez que volvimos (hace seis años) había fila, ¡eso fue un llamado! Desde ese día no hemos parado”, dice Jaime Zuluaga, encargado de la Fundación CRBF.
Enviar

Todos los jueves a las 7 p.m. hay una fila muy distinta a la que hacemos usted y yo en una “presa” al salir del trabajo o la universidad. Frente al antiguo cine Líbano, en la zona roja de San José, la historia es otra, cientos de personas y de platos de comida.

Ahí la Fundación CRBF entrega alimentos para más de 300 hombres y mujeres que viven en las calles. A finales de 2017 se contabilizaron ya unos 98 mil platos servidos, desde que la iniciativa se puso en marcha hace seis años, según Jaime Zuluaga, encargado de la Fundación.

“La segunda vez que volvimos (hace seis años) había fila, ¡eso fue un llamado! Desde ese día no hemos parado. Ya casi nos sabemos los nombres de todos; ya cuentan con esa comida los jueves”, explicó.

Además, cada semana se brindan servicios médicos y cuidados básicos, eso a punta de voluntariado. La fila siempre es igual de larga, por eso la Fundación tiene entre manos un proyecto nuevo para levantar un comedor que permita continuar con la labor de llevar comida, pero en un espacio adecuado.

“Nuestra meta siempre ha sido tener un centro de reciclaje, un dormitorio y un comedor, pero se nos ha hecho engorroso por la burocracia del país. Estamos luchando con un lote que nos están donando para ver si por fin podemos poner un comedor; posiblemente si cumplimos con los requisitos en el IMAS podrían colaborarnos con manutención”, según Zuluaga, quien además indicó que este es un proyecto a largo plazo y que apenas se está gestionando.

La comida que se entrega cada semana es preparada en la cocina del Costa Rica Beer Factory, ubicado en barrio Escalante, ellos donan el personal para la preparación de los alimentos.

En este caso, un plato de comida ronda los ¢2 mil, más el costo de los vasos, platos y cubiertos que se utilicen, por eso se necesitan manos y empresas amigas para patrocinar la iniciativa. Según Zuluaga, la Fundación se sostiene con el 1% del total de las ventas que dona la Fábrica de Cerveza Artesanal CRBF, así como de otras donaciones empresariales, y un 70% de los recursos son propios.

Si usted está interesado en ser voluntario, o desea algún tipo de donación, puede escribir a la Fundación CRBF en Facebook.

Sobre la empresa

Nombre Fundación CRBF

Creación junio de 2008 con pacientes de cuidados paliativos y otras ayudas; en 2012 inició con personas en condición de calle

Fin social Llevar alimentación a personas sin techo

Facebook facebook.com/FundacionCRBF

 


Ver comentarios