Un repaso de 2013
La franquicia Johnny Rockets se instaló en el país en setiembre en el centro comercial Plaza Lincoln en Moravia.Archivo / La República
Enviar

Un repaso de 2013

Este año se dio una carrera gastronómica sin precedentes, con conceptos que emergieron producto del proceso de madurez de la sociedad


Finaliza el año después de haber presenciado una carrera gastronómica entre restaurantes sin precedentes, así como nuevos conceptos que emergen producto del proceso de madurez de una sociedad que ya no puede negarse a la globalización y digitalización de la información.
A la terrible uniformidad del gusto en unos casos, a la creativa búsqueda de nuevas opciones con identidad cultural, a la inevitable competencia empresarial, a inversionistas que no saben lo que están haciendo con más ego que conocimiento del negocio, a otros que hacen lo correcto, en este caso teniendo éxito sin saber que sabían y en fin a un país que busca su camino en el dinámico e inmisericorde sector gastronómico.


En 2014 se afianzará la cautela entre los que ya están en el negocio, al ver un 2013 que caminó a empujones con la esperanza como gasolina.
Entrarán nuevos conceptos con mayor poder económico y jugadores fuertes del mercado internacional. El consumidor será más agresivo y también fortalecerá la noción del control que tiene, siendo más curioso que infiel.
Se ve con más fuerza la consolidación de una nueva clase de consumidores selectivos y digitalizados, que pueden ser más frívolos o más sensibles pero iguales de seguros en sus decisiones de compra, lo que pone a los restaurantes y bares ante la imperiosa necesidad de profesionalizarse en todos los sentidos, las redes sociales jugarán un papel más fuerte en la sociedad costarricense siendo Facebook la más utilizada.
¡Feliz Año Nuevo!

Alfredo Echeverría M.
Director Grupo HRS
[email protected]

 

 


Ver comentarios