Twitter debutó entre inversores frenéticos
Dick Costolo, consejero delegado, al sonar la campana de inicio de sesión en Wall Street, declaró que habían observado un "entusiasmo" entre los inversores. AFP/La República
Enviar

Twitter debutó entre inversores frenéticos


Twitter inició ayer su andadura en la Bolsa de Nueva York (NYSE) entre el entusiasmo de los inversores, que demandaron muchas más acciones que los 70 millones de títulos que la red social sacó al mercado, y a lo largo de la sesión llegaron a incrementar su valor más de un 90%.
Las acciones de la segunda mayor red social del mundo (sólo por detrás de Facebook) empezaron a cotizarse ayer en la mañana a $45,10 por título, frente a los $26 de la oferta de emisión, pero pocos minutos después de salir al mercado su valor llegó a situarse casi en los $50 (49,45).
Al cierre de la sesión en Wall Street, los títulos de Twitter registraron una subida del 72,69% ($18,90 ), lo que fijó el precio final de cada acción en $44,90.
El primer día de la red de microblogging en el NYSE se saldó sin los problemas por los que pasó Facebook en su debut de hace año y medio en el Nasdaq, cuando una serie de problemas técnicos retrasaron hasta en media hora el inicio de las contrataciones, y provocaron que muchos inversores no supieran si sus órdenes de compraventa se habían ejecutado.
Por ello, el índice tecnológico sufrió un duro golpe a su imagen y se vio obligado a indemnizar a los inversores con unos $40 millones, uno de los factores que podría haber llevado a Twitter a decidirse por el NYSE en lugar del Nasdaq.
La salida a la bolsa de Twitter le reportó inicialmente a la compañía $1.820 millones, lo que la convirtió en la más importante de una empresa de Silicon Valley desde que Facebook aterrizó en Wall Street en mayo de 2012, cuando logró 16 mil millones.
La red de microblogging dejó así atrás a operaciones como la salida a la bolsa de Google en agosto de 2004, que reportó al gigante de los buscadores de internet $1.700 millones, o la del buscador más utilizado en Rusia, Yandex, que salió al mercado en mayo de 2011 por $1.300 millones.
Twitter logró sobreponerse, por lo menos en su primer día, a los temores que apuntan a una repetición de lo ocurrido con Facebook, que, pese a estrenarse también en un ambiente festivo en Wall Street, vio cómo sus activos se depreciaban un 30% el primer año de su cotización.
Estos temores se ven incrementados porque, a diferencia de Facebook, que salió a la bolsa siendo una empresa rentable, Twitter no genera beneficios, y, en el último trimestre, registró pérdidas operativas por $63 millones, casi el doble que entre abril y junio, y el triple que entre enero y marzo.
Aparte de los 70 millones de títulos que han salido al mercado y de los otros 10,5 millones en opciones, los principales directivos de la red social mantienen en su poder más de 80 millones de acciones, por lo que esta salida a bolsa les reportó hasta $4 mil millones.
Estas participaciones se repartieron fundamentalmente entre los dos fundadores de Twitter, Evan Williams, que con 56,9 millones de títulos es el máximo accionista, y Jack Dorsey, quien se quedó con 23,4 millones de acciones, además del consejero delegado de la compañía, Dick Costolo, que retuvo acciones por valor de $345 millones.


Nueva York/EFE

Ver comentarios