Logo La República

Miércoles, 12 de diciembre de 2018



ÚLTIMA HORA


Trump nubla mercado de cannabis, pero el dinero sigue llegando

Bloomberg | Viernes 02 junio, 2017 07:00 am

Desde que alcanzó un nivel máximo en febrero, el índice del cannabis ha caído 36%. Bloomberg/La República


La postura adversa de la administración Trump hacia la marihuana ha provocado temores en la floreciente industria del cannabis.
Las compañías relacionadas con la marihuana recaudaron más de $734 millones entre el 1 de enero y el 21 de abril, un aumento casi siete veces en comparación con los $108 millones recaudados en el mismo período del año pasado, según un informe de New Frontier Data y Viridian Capital Advisors. Eso eleva la cantidad total recaudada a $1.900 millones desde el comienzo de 2016.

El aumento en la inversión refleja optimismo de que el presidente Donald Trump y el procurador general Jeff Sessions no reprimirán la industria, aunque esas preocupaciones han pesado sobre precios de las acciones este año. Desde que alcanzó un nivel máximo en febrero, el índice de  cannabis ha caído 36%.

Para los financiadores del cannabis, el potencial de crecimiento de la industria supera al riesgo político. Ocho estados votaron para legalizar el cannabis de alguna forma el 9 de noviembre, la demanda de cannabis legal en California crecerá 50% en 2018, cuando está programado que el uso recreativo comience, según un informe.

Los autores del informe pronostican que la demanda nacional de marihuana legalizada casi se cuadruplicará para 2025.

"Con cada nuevo estado que legaliza, esa necesidad de capital va a estar ahí y  seguirá representando una importante oportunidad de inversión para el futuro previsible", dijo John Kagia, vicepresidente ejecutivo de New Frontier de análisis de la industria y autor del informe.

El boom se ha producido pese a que no existe claridad sobre las posibles políticas de Trump con respecto al tema. El secretario de prensa Sean Spicer, dijo en febrero que espera que el Departamento de Justicia aumente la aplicación de las leyes federales que prohíben el uso recreativo de marihuana, incluso en los estados donde se permite.

"Nuestra nación necesita decir una vez más que el uso de drogas es malo, esto destruirá su vida, rechazo la idea de que vamos a estar mejor si tenemos más marihuana. No es una sustancia saludable, especialmente para los jóvenes", dijo Sessions en un discurso a miembros de la policía en marzo.

El Congreso aprobó una enmienda al proyecto de ley de gastos federales que impide que su departamento reprima los programas de marihuana medicinal que han sido legalizados por los estados. Sin embargo, Trump señaló el mes pasado que podría no considerar a esa prohibición obligatoria.