Enviar
Triunfo insuficiente
Saprissa derrotó 2-1 a Real Salt Lake pero queda fuera de la final de la Liga de Campeones de la Concacaf
Saprissa luchó, lo intentó y venció 2-1 al Real Salt Lake pero no le alcanzó para avanzar, ya que el marcador global favoreció al cuadro estadounidense 2-3, que llega por primera vez a la final de la Liga de Campeones de la Concacaf.
Un estadio Ricardo Saprissa lleno, con los aficionados apoyando a su equipo, motivó a los morados para salir en procura de la anotación en los primeros minutos. Esa era la consigna, ya que estaban abajo en la serie 2-0.
Así rondaron la portería de Nick Rimando, quien supo cumplir su trabajo manteniendo el cero en su meta, además de que contó con una zaga que no le dio mucho espacio a Jairo Arrieta y Josué Martínez.
Sin embargo, en el minuto 6, Arrieta sacó un centro que apenas rechazó un defensor, luego fue Walter Centeno que remató a las manos de Rimando.
Por su parte, el Real Salt Lake jugaba a su ritmo y con la desesperación de los locales, marcando la salida de los morados y apostando al contragolpe, para aprovechar los espacios que dejaba el Saprissa, en su afán de ir al frente en procura de anotar.
En el minuto 22, Fabián Espindola recibió un balón en los linderos del área y remató, pero Víctor Bolívar tapó. Y en el minuto 26, Bolívar volvió a salvar a su equipo, esta vez en un disparo de Kyle Beckerman, quien, solo frente al guardameta, no pudo marcar.
Saprissa seguía insistiendo por el tanto, pero lo hizo en forma desordenada, utilizando el pelotazo que no lo llevó a nada, y sin nadie que tomara el control en el mediocampo.
Así, en los minutos finales de la inicial, los visitantes estuvieron más cerca de hacer el gol. Al 42', Espindola sirve un balón a Saborío, que remató muy elevado y desviado, y un minuto después el mismo Saborío de cabeza remató por fuera un tiro de esquina de Morales.
En el complemento, transcurría un minuto del reinicio cuando Luis Diego Cordero hizo vibrar el Ricardo Saprissa al sacar un disparo fuera del área que se coló por el ángulo superior izquierdo del marco defendido por Rimando. Era el 1-0 en el juego.
Parecía que Saprissa lo iba a lograr, ya que en el 56', Arrieta ganó un balón en la línea de fondo, pero sacó un remate desviado en lo que parecía el segundo.
Y lo que no aprovechó Saprissa, sí lo hizo el Real Salt Lake, que en el minuto 60 anotó por intermedio de Jamison Olave. Anotación que cayó como balde de agua fría y silenció el estadio.
A partir de ahí, el partido se movió al ritmo del cuadro visitante, que bien pudo anotar por segunda ocasión en un remate de Saborío que rechazó en forma oportuna Alonso.
Saprissa intentó ir al frente, pero los avances chocaban contra la muralla defensiva. Y en el minuto 85 le cometen falta a Alemán en el área, se decreta la pena máxima, que cobró el recién ingresado Alonso Solís.
En los minutos finales los morados pelearon cada balón en procura de más goles, pero el tiempo no les alcanzó y el boleto a la final quedó en poder del Real Salt Lake.

Susana Ruiz
[email protected]
Ver comentarios