Enviar
Transat ante fuerte oleaje
Se produce el primer retiro de la competencia

Tras las primeras 24 horas de competencia, las 35 embarcaciones que iniciaron la Transat Jacques Vabre ya recorrieron los primeros 700 km, aunque una regresó a puerto tras tener problemas en altamar.
La información la suministró Jacques Lanusse, representante de la organización de este evento, en nuestro país.
Lanusse señaló que tras salir de la Manga, los veleros tomaron dirección oeste en el Atlántico y que se encuentran después de 24 horas de montañas rusas con un mar muy fuerte, al sur de Irlanda.
“Fue una primera noche de mucha lucha, una noche de montañas rusas, con un mar que no nos permitió dormir ni un minuto”, según comento Marc Guillemot, ganador en monocasco hace dos años, con el barco Safran, y que forma parte de un grupo de seis veleros de la misma clase Imoca que están encabezando la flotilla.
Por su parte, Franck Yves Escoffier, del multicasco Crepes Wahou, ganador en Limón en esa categoría, hace dos años, “la primera noche, fue como quedarse bajo el agua de una catarata durante diez horas”.
Según Lanusse, en la categoría Class-40, los navegantes franceses del barco Comiris Pôle Santé Elior avisaron a la dirección de la Transat de un problema en el casco del velero. Al parecer se les rompió una separación entre dos compartimientos del casco y están de regreso hacia las costas francesas porque el accidente fragilizó el equilibro del velero y es muy poco probable que Thierry Bouchard y Gilles Bérenger puedan proceder a la reparación para continuar dentro de la competencia.
Hoy, a partir del mediodía, hora de Costa Rica, los veleros van a encontrar un zona con menos oleadas y vientos regulares. Después de seguir 24 horas con dirección al Oeste empezará el juego estratégico entre los favoritos al tomar rumbo sur, o sur-oeste, en dirección de las Islas de los Acores.

Luis Rojas
[email protected]

Ver comentarios