Foto 1
Esas escenas se repitieron en todo Silicon Valley, poniendo en evidencia lo mal equipada que está la capital de la innovación para enfrentar una tormenta.
Enviar
Ver comentarios