Enviar

Sector prevé que baja del dólar afectaría sus finanzas a largo plazo
Tipo de cambio preocupa a hoteleros

• Grupo Marta decidió incrementar tarifas para compensar revaloración del colón


Karen Retana
[email protected]  

La caída en la cotización del dólar se ha traducido en motivo de preocupación para algunas empresas de la industria turística. Esto debido a que las tarifas que cobra el sector por sus servicios se transan bajo la moneda estadounidense, mientras que los costos operativos y el pago de planillas se realizan en colones.
Diversos empresarios hoteleros han mostrado su preocupación sobre el impacto que produciría la devaluación del dólar en sus finanzas a largo plazo.
“Hay gran escepticismo por la devaluación ya que los prestadores de servicios cobran en dólares y sus tarifas ya se han publicado en catálogos, por lo cual no pueden variar los precios”, señaló Alberto López, director ejecutivo de la Cámara Nacional de Turismo.
En este sentido, el sector se encuentra en una encrucijada ya que está siendo afectado con el tipo de cambio, pero si modifica sus tarifas podría perder competitividad ya que el turista puede acceder a otro oferente, indicó López.
En la Cámara de Turismo consideran que existe preocupación por la pérdida en la rentabilidad de la actividad, esto pese a que gran parte de los empresarios no han tomado una decisión definitiva pues están a la espera del comportamiento del dólar a futuro.
No obstante, hay quienes prefieren tomar medidas desde ahora antes que acarrear con más perdidas.
Tal es el caso de los hoteles del Grupo Marta que ayer anunció incrementos en un 10% sobre sus tarifas en dólares.
La firma costarricense pretende compensar el efecto de devaluación que esta medida representa sobre sus ingresos.
“En vista de que muchos de nuestros gastos son en colones y ante la pérdida del valor de nuestros ingresos y reservaciones en dólares, no nos ha quedado otra alternativa que aumentar las tarifas actuales”, sostuvo Pablo Sala, gerente de Mercadeo del Grupo Marta.
En esta empresa la medida empezó a regir a partir del 27 de noviembre en los hoteles que integran el Grupo Marta como lo son Best Western Irazú, Best Western Jacó Beach, Best Western Downtown, Hampton Inn & Suites y Garden Court & Casino.
“Muchos colegas también van a aplicar aumentos pero no lo han anunciado”, sostuvo Sala, quien agregó que en el caso de contratos finiquitados con clientes se respetarían los aranceles antiguos.
Por su parte, en el Hotel Real Intercontinental se estudia la posibilidad de que los precios de los servicios que brindan dentro de las instalaciones se cambien de dólares a colones.
“Las listas de precios de los servicios a la habitación, lavandería, entre otros, podrían modificarse, ya que existe el riesgo de que la devaluación persista”, comentó Miguel Legarda, gerente de la División de Cuartos del Hotel Real Intercontinental.
No obstante, las tarifas se mantendrán debido a que la ocupación se encuentra comprometida a través de contratos finiquitados antes del 21 de noviembre pasado, cuando se produjo el cambio en las bandas.
“No es prudente penalizar al consumidor incrementándole las tarifas, pese a que estamos percibiendo menos ingresos”, confesó Reiner Sánchez, director comercial de Occidental Hotels & Resorts.
Otros hoteles como el Corobicí ajustarán las tarifas como lo vienen realizando cada año.

Ver comentarios