Tico top ten mun​dial en Raquetball
El nacional se ha mantenido entre los mejores del mundo durante los últimos años. Archivo/La República
Enviar

El país no solo vive las glorias del fútbol sino también de los muchos casos de éxito que hay en el país y el raquetball no se escapa de ello.

Para orgullo del deporte nacional, el costarricense Felipe Camacho terminará 2016 como el número diez del mundo tras ganar este sábado anterior el Torneo Profesional categoría Dobles, efectuado en San Luis, Misuri, Estados Unidos.

“Cierro el año en el Top 10 del mundo, es un puesto que me llena de orgullo pues no es sencillo estar entrenando y viajando en busca de mantenerse entre los mejores con la satisfacción de hacer buenos torneos como el que recién terminamos”, dijo el jugador costarricense Felipe Camacho.

Este torneo lo consiguió al lado de su compañero de nacionalidad canadiense, Samuel Murray, miembro de la selección norteamericana.

La final estuvo como se pronosticó, sumamente pareja y reñida ante el dueto conformado por Sebastián Franco y Mario Mercado, ambos del equipo nacional de Colombia.

En singles las cosas no fueron tan buenas para el costarricense al perder contra Jansen Allen, número siete del mundo.

“Fueron cuatro sets parejos pero en los momentos decisivos, él logro hacerlas y yo no logré cerrarlas, voy de vuelta a trabajar en eso, pero sin duda, ganar el dobles fue como sacarme una espina”, destacó Camacho.

Ahora el jugador se mantendrá en el país, donde la segunda semana de diciembre volverá a competir en un evento de máximo calibre, el Panamericano 2017 que se disputará en territorio patrio.

Antes, Felipe deberá competir en la eliminatoria para definir su espacio como representante del país.

“Ahora me dispongo a entrenar para jugar mi último torneo en San Antonio, Texas, este año, que a la postre no me moverá del puesto diez del mundo independientemente de cualquier resultado”, añadió el jugador.


Juveniles sacaron medallas


El fin de semana pasado finalizó el XXVIII Campeonato Mundial Juvenil de Racquetball, realizado en la ciudad de San Luis Potosí, México, donde Costa Rica obtuvo dos subcampeones mundiales con Melania Sauma en singles 18 años femenino, y Felipe Guillén en singles 12 años masculino.

Los nacionales además de obtener la medalla de plata en este mundial, pasan a ser los números dos del mundo en sus respectivas divisiones.

Además de ellos, obtuvieron bronce mundial, Sergio Acuña y Pablo Freer en dobles de 16 años masculino, Maricruz Ortiz y Sofía Freer en dobles de 14 años femenino, y Óscar Montejo y Santiago Gamboa en dobles de diez años masculino.

El equipo fue apoyado por los entrenadores Fernando Rodríguez, Jorge Rodríguez, Iván Villegas, Ignacio Sabaté y la fisioterapeuta Andrea Vargas.

Costa Rica obtuvo en total dos medallas de plata y seis de bronce en esta competición.



Ver comentarios