Enviar
Plan de modernización arranca el 1º de setiembre
¿Tercera es la vencida? CNP se reorganiza

Movilización del personal será parte de un proceso más grande

Dice el refrán, “tanto va el cántaro al agua, que termina por romperse”.
Esta suerte corre el Consejo Nacional de Producción (CNP), que está a punto de sufrir una reorganización sustancial y definitiva en su estructura… intentada por tercera vez en los últimos cinco años.
Los movimientos en el organigrama implicarán una disminución de la planilla, de al menos 25%; lo cual representaría un ahorro del 20% en el gasto anual de salarios.
La reorganización se llevará a cabo con el aval de los trabajadores, después de finalizar un periodo de negociaciones que arrancó a finales de 2010.
El plan validado con el sindicato, fue conocido y aprobado por la junta directiva, la semana anterior.
De inmediato, se procedió al envío de una comunicación de lo aprobado en la sesión de junta directiva al Ministerio de Planificación (Mideplan), así como al arranque del proceso, que en buena teoría, estará listo en la primera quincena de diciembre, después de iniciar el 1° de setiembre.
Días atrás inició el giro de instrucciones a las jefaturas intermedias, para que procedan a notificar los cambios definidos para cada unidad de trabajo, y que no necesitan ser conocidos por Mideplan.
Las órdenes giradas a las direcciones regionales del CNP, así como a los jefes de departamento, en su sede central, incluyen la eliminación de 205 plazas, de todos los niveles.
Esa reducción significará el ahorro de unos ¢3.500 millones anuales, dejando en ¢7.500 millones, el gasto total por pago de planilla durante un año, en lugar de los ¢11 mil millones, que habrán gastado al finalizar 2011.
El presupuesto del CNP para el actual periodo, ronda los ¢42 mil millones, de los cuales un 80% se dedica a la cancelación de salarios.
“La visión que está plasmada en la estrategia de modernización, es la que pretende entregar un CNP remozado y listo para ser realmente útil, al sector productor”, confirmó Ricardo Zúñiga, gerente general del CNP.
“El proceso debe ejecutarse con mucho cuidado, por eso no va a quedar listo sino hasta diciembre. En enero se estrenará un nuevo Consejo de la Producción”, agregó.
Junto al proceso de reordenamiento de las obligaciones de cada funcionario del CNP, se lleva a cabo una gestión para dotar de recursos frescos a la institución, al tiempo que se le da una nueva casa.
No obstante, ambos pasos dependen de una misma cosa: que se venda la propiedad donde hoy opera el plantel central del Consejo.
Valorado en unos ¢5 mil millones, el monto cubriría no solo las deudas que arrastra a la fecha la administración, sino que permitiría llevar a cabo la inversión que amerita equipar el nuevo edificio que estarían ocupando.
A julio pasado, el CNP debía cerca de ¢1 mil millones a la Caja de Seguro Social, unos ¢2 mil millones al fisco y ¢1.100 millones al Fondo de Mutualidad de los Empleados.
Al tiempo que la administración aplica el bisturí, ellos mismos tienen la fe puesta en que se concrete la venta de su propiedad estrella.
De momento manejan dos propuestas que les han hecho, y una que ellos estarían valorando y eventualmente planteando, en las próximas semanas.
Se trata de la reactivación de una iniciativa que una institución gubernamental hizo pública en 2010, pero de la cual tuvo que desistir por diversas razones.
La fecha límite para arribar a un acuerdo es la segunda semana de noviembre.

Ernesto Villalobos
[email protected]
Ver comentarios