Enviar
Sobrecalentamiento de América Latina podría preocupar, dice Banco Mundial

El crecimiento económico en algunos países de Latinoamérica se está acelerando hasta el punto de que el sobrecalentamiento y las burbujas de activos se podrían convertir en un problema, dijo ayer la vicepresidenta del Banco Mundial para la región de América Latina y el Caribe, Pamela Cox.
El posible sobrecalentamiento “es un problema en los países que van bien, particularmente en Brasil y Argentina,” afirmó Cox en una entrevista con EFE-Dow Jones, en la que estimó que el sobrecalentamiento también podría ser un problema para México y Perú.
“Está ejerciendo presión sobre las tasas de cambio. También estamos preocupados por las burbujas de activos en estos países”, señaló Cox.
Una posible burbuja inmobiliaria y de las acciones en Brasil es de especial interés, dijo.
Cox matizó que “no preocupa demasiado, pero creo que deberíamos observarlo. La tasa de cambio en Brasil es bastante fuerte. Brasil está atrayendo mucho capital”.
Países como Brasil, sin embargo, están adoptando las políticas correctas en materia monetaria y fiscal para evitar un posible sobrecalentamiento, apuntó un portavoz del Banco Mundial.
El organismo financiero prevé que la economía de Latinoamérica crecerá un 4% este año, dijo Cox. En el caso de Brasil, considera que el PIB crecerá más de un 5%, “probablemente más cerca del 6%” en 2010, dijo Cox.
México puede crecer a su vez un 5% este año y Chile entre un 4 y un 5%, mientras que Venezuela puede contraerse en 2010, agregó.
Para contrarrestar los efectos del fortalecimiento de la moneda, Brasil también tiene intención de aplicar medidas para aumentar su productividad, señaló Cox, y habló de inversiones necesarias para mejorar las infraestructuras para llevar productos a los puertos a un precio menor.
Sin embargo, a pesar de los desafíos, Latinoamérica hasta ahora ha podido capear la crisis bastante bien, apuntó Cox, y añadió que la actual crisis financiera en los países periféricos de la eurozona sólo tiene un impacto directo muy limitado en Latinoamérica, ya que sólo el 5% de las exportaciones de la región acaban en Europa.

Madrid /EFE

Ver comentarios