Enviar
Martes 11 Octubre, 2011

Sobre el control fiscal

En referencia a manifestación efectuada por el licenciado Marcelo Solano, director de Seguridad y Policía Municipal de San José, en una publicación de 28 de setiembre de este año, nos permitimos expresar lo siguiente:
La Policía de Control Fiscal ha optimizado sus recursos en la lucha contra la evasión del pago de impuestos en todas sus aristas.
Gracias al trabajo de los funcionarios de la Policía de Control Fiscal hasta la fecha se ha logrado un incremento de más del 100% en las estadísticas de decomisos y mercancías ingresadas a territorio nacional, que han evadido los controles fiscales y el respectivo pago de impuestos, decomisos de vehículos, entre otros, siendo así que se ha logrado remitir más de 300 casos a las autoridades judiciales y administrativas.
La difícil situación fiscal por la que atraviesa el país, no ha sido obstáculo para que la Policía de Control Fiscal realice eficientemente su labor y además, incremente notablemente su producción a pesar de las condiciones adversas.
Como muestra, al mes de agosto de 2011 se registra el decomiso de más de 200 vehículos con placa extranjera, con permiso de importación temporal vencido o falso, o sin permiso; más de 67 mil litros de licor en lo que va del año (cifra histórica, superior a lo decomisado desde que se creó la PCF), más de cuatro millones de unidades de cigarrillos, entre otros muchos rubros más, superando inclusive los decomisos realizados en años anteriores por esta Policía.
Debemos recordar que la competencia de la Policía de Control Fiscal es en todo el país, no solo San José o Area Metropolitana. Por eso se brinda mucha importancia al establecimiento de fuertes lazos de cooperación con otras autoridades, a saber, operativos conjuntos con Fuerza Pública, Ministerio de Salud, Migración, Organismo de Investigación Judicial y autoridades municipales por ejemplo, Policía Municipal de San José y de Alajuela.
Con la Municipalidad de San José, realizamos recientemente —en coordinación con el OIJ— un operativo de compras ventas y casas de empeños y chatarreras. Debemos resaltar que toda autoridad que requiera el apoyo de la Policía de Control Fiscal, podrá contar con él.
Todo lo anterior viene a colación, a propósito de la mención que hace el señor Solano de las responsabilidades de la Policía Fiscal “…ante el trasiego de cantidades enormes de bienes que no declaran impuestos y contravienen los controles de aduanas, y Tributación Directa, ante una evidente evasión fiscal (sic)…”, en el tanto, podría mal interpretarse que nuestra policía no está cumpliendo cabalmente con esta tarea.
Es importante destacar que en el argot popular existe confusión al referirse a “mercancías de contrabando”, pues utilizan ese término para referirse a mercancías adulteradas o que transgreden los derechos de autor y que no necesariamente han evadido los controles fiscales y respectivo pago de impuestos.

Luis Alonso Bonilla Guzmán
Director
Policía de Control Fiscal