Enviar

Se recuperan bonos mexicanos

201211112000310.i5.jpg
Georgios Koll idas / Shutterstock.com

Los bonos mexicanos en pesos se recuperaron hasta un máximo en seis semanas después de que la reelección del presidente Barack Obama avivó las versiones de que Estados Unidos mantendrá las políticas que contribuyeron a generar la recuperación de la deuda del país latinoamericano.
El rendimiento del bono del Estado mexicano denominado en pesos con vencimiento en 2024 cayó siete puntos básicos, o sea 0,07 puntos porcentuales, hasta el 5,57% el jueves a las 16.00 horas en México D.F., el nivel más alto desde el 24 de setiembre, según datos compilados por Bloomberg. El precio subió 0,76 centavo hasta 138,97 centavos por peso. El pesó cayó un 0,9% hasta 13,0711 por dólar, la mayor caída entre las principales monedas latinoamericanas monitoreadas por Bloomberg.
Buscando alternativas a las tasas de interés cercanas a cero en los Estados Unidos, los inversores globales han volcado una suma sin precedente en la deuda de renta fija mexicana este año, lo cual contribuyó a hacer bajar los rendimientos hasta un mínimo histórico en julio. Los bonos habían reducido las ganancias el último mes debido a las versiones de que el presidenciable Mitt Romney propondría recortar las políticas del banco central estadounidense que ha implementado el presidente de la Reserva Federal Ben S. Bernanke para impulsar el crecimiento, dijo Pedro Tuesta, economista sénior para Latinoamérica en 4Cast Inc.
“Los bonos se recuperan”, dijo Tuesta por teléfono desde Washington. “El mercado estaba preocupado pensando que Romney sería más duro contra la inflación”.
Los rendimientos de los bonos en pesos con vencimiento en 2024 cayeron 1,09 puntos porcentuales este año en tanto el esfuerzo de la Fed por contener los costos de endeudamiento llevó a los inversores en renta fija a meterse en la deuda para impulsar los retornos. Conducida por Bernanke, a quien Romney había prometido reemplazar al completar su mandato en 2014, la Fed introdujo bonos por $2.300 millones en dos rondas de la llamada flexibilización cuantitativa desde 2008 para dar impulso a la economía y reducir el desempleo.
En junio, la autoridad monetaria estadounidense amplió el programa llamado Operation Twist para reemplazar $400.000 millones en bonos a corto plazo por deuda a más largo plazo por $267.000 millones. La Fed anunció el 13 de setiembre una tercera ronda de flexibilización cuantitativa con compras ilimitadas de deuda hipotecaria por $40.000 millones mensuales. Los diseñadores de la política dijeron que continuarán inyectando dinero en la economía hasta que haya un “mejoramiento sostenido y regular” en el mercado de trabajo.
La Fed dijo el 24 de octubre que probablemente las tasas se mantengan cercanas a cero “por lo menos hasta mediados de 2015”. México mantiene su tasa de referencia en un mínimo récord de 4,5% desde julio de 2009.

Ben Bain/ Bloomberg News

Ver comentarios