Enviar

CINE

Sasha Grey y Elijah Wood, en una relación fatal

201406302256120.m7.jpg
En “Open Windows”, Elijah Wood es Nick Chambers, un fan de la actriz Jill Goddard (Sasha Grey) que cree que ha ganado un concurso para cenar con ella. Internet/La República
Exactriz porno de ojos oscuros y rasgados frente a exniño prodigio de Hollywood de mirada azul inmensa. A primera vista, Sasha Grey y Elijah Wood son polos opuestos, pero, como en “Open Windows”, el “thriller” de Nacho Vigalondo que ambos protagonizan, las apariencias engañan, también en la vida real.
Un pasado que les persigue hagan lo que hagan —el cine X en el caso de Grey; el personaje de Frodo Bolsón en el de Elijah—, una cierta precocidad en sus carreras —ella rodó 270 títulos porno entre los 18 y los 21 años; él debutó en “Regreso al futuro II” con solo ocho años— y la pasión por la música son algunos de sus puntos en común.
También el sentido del humor y el buen talante con el que asumen las preguntas sobre ese pasado. “Cada vez que publico en redes algo sobre la película hay alguien que me dice: ‘¡Oh, vas a trabajar con el señor Frodo!’. Y yo prefiero no contestar, pero me dan ganas de decir: ‘Su puto nombre es Elijah’”, bromea la actriz.
Y ya más en serio: “Es verdad que compartimos ese recordatorio constante sobre algo que hicimos en el pasado. En mi caso estoy encantada de haberlo hecho y no me arrepiento de nada. No voy a decir que aquello me hizo como soy, porque no es verdad, pero sí es lo que me permitió construir una base de fans y estar aquí ahora”.
“Con Frodo es lo mismo”, precisa Wood en una entrevista conjunta con Efe. “Sé que estará conmigo el resto de mi vida. Pero tanto Sasha como yo seguimos avanzando como artistas y con suerte quizá algún día seamos reconocidos por ello”.
Lo cierto es que ambos han demostrado que no les gusta quedarse en lo que se espera de ellos. Desde que Grey se reinventó a sí misma, hace cinco años, le ha dado tiempo a trabajar con directores como Steven Soderbergh (“The girlfriend experience”), a escribir una novela erótica (“La sociedad Juliette”) y a ser modelo para firmas como American Apparel.

Madrid / EFE



Ver comentarios