Salida de multinacionales dejó 4 mil puestos de trabajo menos
“Hemos logrado reubicar a la mayoría de los empleados afectados, en compañías que valorarán el conocimiento adquirido en nuestra empresa”, explicó Timothy Scott, gerente de Relaciones Corporativas de Intel Costa Rica. Esteban Monge/ La Republica
Enviar

Yanber, Intel, Mabe y Bank of America, entre las empresas que abandonaron el país

Salida de multinacionales dejó 4 mil puestos de trabajo menos

Costos de producción afectaron a compañías extranjeras

Más de 4 mil personas fueron despedidas este año por la salida parcial o total de algunas empresas multinacionales.
La reubicación de estas compañías se debió a los costos de producción del país, principalmente de electricidad y combustibles. En otras, la razón de la salida fue la migración de sus operaciones hacia otros países.

201412282124510.n33.jpg
Algunas de las multinacionales que despidieron colaboradores fueron Yanber, Mabe, Cartex, Intel y Bank of America. En estas últimas tres, las salidas representaron más de 1.000 empleados.
En el caso de Yanber, encargada de manufactura de empaques comerciales, industriales y agrícolas, despidió en agosto anterior a 180 trabajadores, esto con el fin de mover sus operaciones a Nicaragua.
Por otro lado, Mabe movió la fabricación de cocinas que se hacía en nuestro país para México, por lo que dejó sin trabajo a unas 350 personas en mayo anterior. Sin embargo, dejó la línea de refrigeradoras para la venta local y para exportaciones, por lo que todavía emplea a más de 300 costarricenses.
En setiembre pasado, la textilera Cartex también anunció el cierre de su empresa, noticia que afectó a 1.250 personas.
La compañía cerró la totalidad de sus operaciones en el país el 7 de noviembre, incluyendo Cartex Manufacturera Cartago, Cartex Manufacturera Gretex y HBI Servicios Administrativos.
En ese momento, en la multinacional explicaron que no se debía a una decisión local, sino que venía desde la casa matriz ubicada en Carolina del Norte, Estados Unidos.
“La decisión de cierre se debe estrictamente a necesidades del negocio y no refleja de ninguna manera las habilidades, dedicación y compromiso de los empleados, ni el desempeño alcanzado”, indicó Mauricio Brenes, director de Operaciones de la empresa en Costa Rica.
La compañía decidió consolidar toda la producción de bóxers tejidos en Asia, con el objetivo de buscar una mayor ventaja competitiva del negocio.
Bank of America fue otra de las multinacionales que anunciaron el cierre de sus operaciones, que se dará en su totalidad en marzo de 2015.
La compañía ofrecía servicios en las áreas de tecnologías de la información, contabilidad, finanzas y procesos corporativos.
El cierre de la firma afectó a los 1.400 colaboradores de la empresa en territorio nacional. El cierre se dio para trasladar sus operaciones a otros destinos internacionales con mayor rentabilidad. La firma tiene su centro de servicio en el Parque Empresarial del Este, ubicado en Calle Blancos.
El cierre que más afectó al país fue el de la planta de manufactura de Intel. En abril anterior se anunció que 1.500 empleados quedarían fuera de la empresa.
Con esto, se disminuyeron las exportaciones de microprocesadores y circuitos integrados, que representan cerca del 20% del total de ventas al exterior.
La compañía trató de que la mayoría de los colaboradores afectados encontraran empleo, por lo que realizaron ferias de trabajo internas con multinacionales que trabajaran productos similares a los realizados por ellos.
“Hemos logrado reubicar a la mayoría de los empleados afectados, en compañías que valorarán el conocimiento adquirido en nuestra empresa”, explicó Timothy Scott, gerente de Relaciones Corporativas de Intel Costa Rica.
Como contrapeso, Intel abrió las puertas de un nuevo megalaboratorio, que contratará a unos 350 ingenieros, para realizar procesos de validación y pruebas de productos fabricados por todas las sedes de la compañía a nivel mundial.

Raquel Rodríguez
[email protected]


Ver comentarios