Enviar
Rossi gana carrera dantesca


Indianápolis
EFE

El italiano Valentino Rossi (Yamaha) se adjudicó la victoria en el único circuito en donde no lo había conseguido de todos los que forman el campeonato del mundo de motociclismo 2008, en Indianápolis, cuyo gran premio se disputó en unas condiciones casi dantescas.
Tras la prueba de 125 c.c. se tuvo que aplazar la de 250 c.c. por la fuerte lluvia que comenzó a caer sobre Indianápolis, que se disputaría tras la carrera de MotoGP, que aunque se inició a la hora prevista no se pudo completar el recorrido previsto a 28 giros.
La organización tuvo que recurrir al empleo de unos camiones con turbinas de aviación para poder secar la pista y garantizar unas condiciones mínimas para los pilotos y que así se pudiese continuar con el gran premio.
De esa forma se pudo dar la salida de la prueba de MotoGP, pero si inicialmente fue la lluvia la que azotó esta zona del estado de Indiana, luego comenzó a soplar un auténtico vendaval que hacía casi imposible controlar las motos a cerca de 300 km/h. en la larga recta de Indianápolis, razón por la cual la dirección de carrera decidió mostrar bandera roja, algo que incluso debió hacer antes.
Con esos ingredientes comenzó a disputarse la prueba de MotoGP, en la que Valentino Rossi fue el más rápido de entrenamientos, pero no así en la salida, en la que se vio sorprendido por varios pilotos, entre ellos el campeón del mundo Casey Stoner (Ducati), el italiano Andrea Dovizioso (Honda), líder en la primera vuelta, y el ídolo local Nicky Hayden (Honda).
En el decimocuarto giro, justo en el ecuador del gran premio de MotoGP, Rossi pasó al ataque y, tras superar a Hayden marcó su octava vuelta rápida de carrera.
La prueba estaba ya vista para sentencia.
Rossi puso tierra de por medio y mantuvo una ventaja suficiente respecto de Nicky Hayden, al que acabó inquietando Jorge Lorenzo en las últimas vueltas.
Ellos completaron las tres posiciones de podio, en tanto que Casey Stoner se tuvo que conformar con la cuarta plaza.




Ver comentarios