Enviar
Tribunales reafirman ilegalidad de documentos provenientes de Panamá, con los que presuntamente se demuestra que el ex mandatario recibió dineros
Rodríguez logra avance a su favor en juicio ICE-Alcatel
Jueces avalan solicitud de prescripción en el caso del ex presidente y otro imputado, pero resolverán al final del juicio

Un paso importante dio ayer Miguel Angel Rodríguez, ex presidente de la República, en el juicio ICE-Alcatel.
Los jueces del Tribunal que lleva su caso reafirmaron la ilegalidad de los documentos provenientes de entidades financieras de Panamá, que la Fiscalía pretendía usar como prueba para comprobar presuntos pagos recibidos por el ex mandatario.
Además, acogieron la solicitud de la defensa de Rodríguez en el sentido de que la acusación que se sigue en su contra prescribió, pero resolverán cuando concluya el debate.
En cuanto a los documentos provenientes de la nación canalera, los jueces Jorge Camacho, Ileana Méndez y la presidenta del Tribunal Rosaura García consideraron que estos fueron recabados mediante mecanismos que rozan la constitucionalidad del país.
Esto en razón de que el Ministerio Público no contaba con una orden judicial cuando recopiló las presuntas pruebas y por ende incurrió en una violación al derecho a la intimidad.
Los documentos que la Fiscalía pretendía aportar son estados financieros de entidades bancarias radicadas en Panamá, en los cuales supuestamente se comprueban los pagos que Rodríguez habría recibido por interceder a favor de la firma Alcatel para que esta ganara la licitación de las primeras líneas de telefonía celular GSM en el país.
Con la imposibilidad que tiene la Fiscalía de utilizar dichos documentos, las defensas de los imputados consideran que la acusación se caerá ya que no cuentan con otras pruebas solventes para comprobar los hechos denunciados.
“La acusación se debilita fuertemente, sin las pruebas de Panamá. El Ministerio Público no tiene nada para argumentar la acusación que presentó. Esta resolución nos favorece a todos, pero sobre todo a Miguel Angel Rodríguez. Creo que el caso se caerá cuando los jueces den a conocer la sentencia”, dijo José Miguel Villalobos, abogado de Eliseo Vargas, ex presidente ejecutivo de la Caja Costarricense de Seguro Social y uno de los imputados en este caso.
El anuncio del Tribunal llenó de alegría al ex mandatario, quien considera que es un golpe importante al fiscal general (Francisco Dall'Anese) y una prueba de que no se puede pasar por encima a los jueces de la República.
“Esta resolución justifica mi venida a Costa Rica hace cinco años y siete meses para defender el estado de derecho y el debido proceso. Hoy (viernes para los lectores) los jueces de la República les están diciendo al fiscal general y a la Procuraduría General que deben respetar a los jueces y que no pueden actuar a su arbitrio con prepotencia y arrogancia asumiendo competencias que no les corresponden”, manifestó Rodríguez.
En contraposición, las tres fiscales a cargo del caso y los representantes de la Procuraduría General debatirán la decisión de los jueces en la Sala III, pues interpusieron una reserva de casación para apelar tal resolución cuando el debate termine.
Así mismo, defienden la acusación que interpusieron contra los nueve imputados y argumentan que cuentan con otras pruebas suficientes para ganar el caso.
“Si bien es una prueba clave, también tenemos otros elementos que nos ayudan a darle validez a los hechos que fueron acusados por el Ministerio Público”, afirmó Cris González, fiscal que lleva el caso.
La resolución dada a conocer ayer también mantiene con vida la posibilidad de que la causa que se le sigue al ex mandatario prescriba, ya que la acusación por presuntamente cometer el delito de enriquecimiento ilícito, por el cual se le acusa, caducó el 10 de abril de 2007, hace tres años, de acuerdo con lo que explica la jueza Rosaura García.
No obstante, el Tribunal no resolverá hasta que finalice el juicio, pues en medio del debate tal vez se compruebe que Rodríguez cometió el delito de concusión, es decir, que siendo funcionario público, recibió o hizo pagos que no tenían que ver con sus funciones, como señaló el juez en la etapa intermedia de esta investigación.
También cuenta con la posibilidad de que prescriba su caso, Rodrigo Méndez, ex ingeniero del Instituto Costarricense de Electricidad (ICE). A los otros siete imputados el Tribunal les rechazó la solicitud.

Natasha Cambronero
[email protected]
Ver comentarios