Enviar

Rockets despegan perfecto

El equipo de Houston, junto con Grizzlies y Warriors, solo ha saboreado victorias

201411062335580.a2.jpg
El jugador de los Rockets, Dwight Howard, frenó la racha ganadora del Heat, Chris Bosh cedió ante la fuerza del pívot. Mike Ehrmann-AFP/La República
Rockets de Houston, Grizzlies de Memphis y Warriors de Golden State han comenzado la temporada de la NBA intratables.
El paso inmaculado de los Rockets ha ido de la mano con su estrella James Harden, quien viene de coquetear con un triple doble. La “Barba” más famosa del baloncesto totalizó 25 puntos, diez asistencias y nueve rebotes para que su equipo se mantuviera invicto en el inicio de campaña 5-0, al derrotar 108-91 al Heat de Miami.
Los texanos establecieron su mejor comienzo de liga desde 1996, en esa temporada arrancaron con un 6-0.
Ayer al cierre de edición, los Rockets recibían a los campeones defensores, los Spurs de San Antonio, en un duelo para probar quién es el actual mejor equipo del estado de Texas.
Otro quinteto intratable son los Grizzlies, suman cinco victorias y ninguna derrota, los Suns de Phoenix fueron su nueva presa, con marcador 91-102.
El principal artífice de la obra fue Mike Conley que encabezó el ataque de los osos pardos con un doble-doble de 24 puntos, 11 asistencias y dos recuperaciones de balón.
También establecieron la marca de 16 triunfos consecutivos en su campo, nuevo récord del equipo con su última victoria en casa ante los Pelicans de Nueva Orleans.
El tercer y último equipo con nota 100 son los Warriors de Golden State, que añadieron ante los Clippers de Los Ángeles su cuarta victoria por marcador 121-104 y mantienen un balance inmaculado.
Stephen Curry se fue hasta los 28 puntos, seis rebotes y siete asistencias y sigue en números de “Jugador Más Valioso”.
Por su parte, Klay Thompson mantuvo su gran nivel anotador y consiguió 19 unidades.
Los “Splash Brothers”, como se conoce a este nuevo dueto mortal, componen posiblemente la mejor dupla de la competición, aunque en ese partido tuvieron ayuda del ala-pívot Draymond Green, que con 24 puntos aportó a la paliza.
Mientras que estos dos equipos viven sus mejores momentos, los Lakers de Los Ángeles no levantan vuelo. Los Suns de Phoenix llegaron al Staples Center y se impusieron a domicilio 106-112.
La derrota fue la quinta que sufrieron los Lakers en lo que va de la nueva temporada a pesar de los 39 tantos que aportó su escolta estrella Kobe Bryant.
Los californianos siguen sin conocer la victoria, tienen su peor inicio de 0-5 desde la competición de 1957-1958, cuando la franquicia tenía la sede en Minneapolis y perdieron los primeros siete juegos del campeonato regular.
La “Mamba Negra” volvió a tener que hacer la “guerra” encestadora por su cuenta y aunque logró la mejor marca en lo que va de la temporada al anotar 39 tantos y capturar nueve rebotes en 44 minutos sobre la pista de juego, su esfuerzo fue insuficiente a la hora de evitar la derrota de los angelinos.

Walter Herrera
[email protected]
@La_Republica

Ver comentarios