Enviar
Compartiría servicio con otro operador
Riteve seguiría, pero sin monopolio

Firma ruega que se le resuelva tema tarifario
La empresa Riteve podría seguir ofreciendo el servicio de inspección de la flota de vehículos en el país.
Pero no lo haría de forma exclusiva, como hasta ahora, sino que compartiría el mercado con otro operador.
Ello porque las dos opciones que se manejan para mantener la inspección de autos vigente, visualizan a Riteve en el panorama.
Eso sí, para quedarse la empresa deberá llegar a un acuerdo con el Estado sobre una vieja demanda que presentó en los Tribunales.
En Riteve se muestran abiertos a discutir el tema legal, pero también solicitan algunas condiciones para aceptar quedarse.
Las dos opciones para abrir la inspección automotriz surgen de un estudio contratado por el Ministerio de Transportes.
Una plantea prorrogarle a Riteve el permiso por diez años, como permite el contrato, pero autorizar los servicios de otro taller.
La otra vía estima romper con Riteve, pero le permitiría participar en el nuevo concurso donde se escogerá a los dos nuevos talleres.
Tomando en cuenta que la firma posee talleres instalados, equipo y experiencia, la posibilidad de que gane el concurso es alta.
La alternativa que se escoja para mantener en operación el servicio de inspección de autos depende de un último estudio legal.
Ello porque existe la duda de que si la primera opción podría estarle concediendo ventajas a Riteve.
Hay quienes consideran que el actual operador podría ofrecer tarifas diferenciadas, dijo Rodrigo Rivera, viceministro de Transportes.
“Nuestro propósito es que tanto la tarifa como la calidad del servicio que ofrecerán ambas empresas sean las mismas”, agregó.
Aunque por contrato Riteve puede mantener el monopolio por diez años más, la presidenta Laura Chinchilla no le concederá el beneficio.
La apertura del negocio fue una promesa de campaña, la cual debemos cumplir, argumentó el Viceministro de Transportes.
A Riteve se le vence el contrato el 25 de julio entrante. De ahí la prisa que tiene el Gobierno para definir el futuro que tendrá el servicio.
Aunque al principio el estudio sobre el futuro de la revisión de autos sugirió la participación de tres talleres, se bajó el cupo a solo dos.
La decisión tiene su razón en que el tamaño del mercado nacional no da para tener más de dos operadores, afirmó Rivera.
Además se valora dividir el país en dos sectores y dar uno a cada taller para evitar que compitan entre ellos, por rentabilidad.
En Riteve están abiertos a discutir sobre la demanda que plantearon para seguir operando, pero piden que se mejoren las condiciones para el futuro.
La acción legal presentada por la empresa fue por la negativa del Gobierno de ajustarle las tarifas en los nueve años que tiene operando, por falta de una metodología, cuestionó Fernando Mayorga, gerente de Riteve.
Al respecto, Rivera reconoció que la metodología tarifaria es un tema que debería quedar claro antes de renovar el servicio.

Danny Canales
[email protected]
Ver comentarios