Reserva Federal procura capital privado para AIG
Enviar
Reserva Federal procura capital privado para AIG


Washington-La Reserva Federal pidió a los bancos Goldman Sachs y JP Morgan Chase que busquen entre 70.000 y 75.000 millones de dólares en capital privado para la aseguradora AIG.
American International Group (AIG), que llegó a ser la mayor aseguradora del mundo por su precio de mercado, ha pedido 40.000 millones de dólares a la Reserva Federal de Estados Unidos, según se filtró a la prensa.

No obstante, el Gobierno no parece interesado en colocar fondos propios para salvar a la compañía.
Preguntado sobre el tema en una rueda de prensa hoy, el secretario del Tesoro, Henry Paulson, señaló que las conversaciones “no tienen nada que ver con un préstamo a corto plazo del Gobierno”, sino que se trata de “un esfuerzo privado”.
Las autoridades federales quieren que Goldman Sachs y JP Morgan Chase reúnan entre 70.000 y 75.000 millones de dólares en préstamos con el fin de evitar el colapso de AIG.
La compañía ha perdido 18.000 millones de dólares en los últimos tres trimestres porque había avalado gran número de bonos hipotecarios con alto nivel de morosidad.
Necesita 40.000 millones de dólares para evitar que las agencias de calificaciones le bajen su evaluación, lo que podría ser “fatal” para la empresa, según el diario.
Por otra parte, el gobernador del estado de Nueva York, David Paterson, anunció que dio un permiso especial a la aseguradora American International Group (AIG) para que pueda acceder a 20.000 millones de dólares de capital en manos de sus filiales y, de ese modo, aumentar su liquidez.
Este permiso le permitirá hacerse un préstamo puente a sí mismo y “utilizar estos activos como colateral para pedir prestado dinero para financiar sus operaciones diarias”, explicó Paterson en una conferencia de prensa.
”No se trata de un rescate financiero por parte del Gobierno” estatal, añadió el gobernador de Nueva York, quien considera que AIG tiene “un problema de liquidez”, pero “continúa siendo extraordinariamente solvente”.
Después del anuncio de Paterson, las acciones de American International Group (AIG) bajaban un 52,22 por ciento hasta los 5,80 dólares en la Bolsa de Nueva York, luego de haber llegado a descender durante la sesión un 71,16 por ciento y tocar un mínimo de 3,50 dólares.
AIG está ultimando un plan de supervivencia, que incluye la venta de algunos de sus activos más valiosos, la búsqueda de más capital y la petición de ayuda a la Reserva Federal, después de que sus acciones perdieron la semana pasada un 45,6 por ciento y un 90 por ciento en lo que va de año.
La mayor aseguradora del mundo ya logró en lo que va de año una inyección de capital de 20.000 millones de dólares.
Aún así, las acciones de la empresa bajaron un 61 por ciento. En lo que va de año sus títulos han caído un 90 por ciento.
El presidente y consejero delegado de AIG, Robert Willumstad, pidió el domingo por la noche un préstamo puente de 40.000 millones de dólares a la Reserva Federal como medida temporal hasta que logre vender algunos activos.
La aseguradora rechazó este fin de semana una oferta de inyección de capital de varias firmas privadas de inversión lideradas por J.C. Flowers, porque les hubiera dado, de facto, el control de la compañía, fundada en 1919.
Por otro lado, las firmas privadas de inversión Kohlberg Kravis Roberts y TPG se han mostrado dispuestas a inyectar capital en AIG si la Reserva Federal otorga a la aseguradora un préstamo puente hasta que su plan de reestructuración se complete.
The Insurance Insider, una publicación del sector, asegura que el inversor multimillonario Warren Buffett, presidente de Berkshire Hathaway, tiene conversaciones al respecto con AIG, algo que, de momento, no ha sido confirmado por ninguna de la dos compañías.

Ver comentarios